Sombra, beneficio para los animales y la producción

Por: 
CONtexto ganadero
05 de Octubre 2017
compartir
sombra, arboles, Juan B. Jaramillo, Olimpo Montes,Bosques de Cocora, hacienda Pinchacoa, beneficio animal, beneficio en producción, CONtexto Ganadero
“La sombra es para el ganado confort, le proporciona tranquilidad y defensa contra el calor”, dijo Juan B. Jaramillo. Foto: jairoserrano.com
La sombra es confort para el ganado, le proporciona tranquilidad y defensa contra el calor. Igualmente mantiene vivos los microorganismos del suelo.
 
La sombra es considerada un elemento fundamental para alcanzar el éxito en una ganadería bovina. Su importancia es tal, que al abordar el tema a una persona vinculada al sector agropecuario, la asimila de manera inmediata con la siembra de árboles.
 
Juan B. Jaramillo, ganadero del departamento del Quindío, respira y vive por el tema de la arborización de las fincas ganaderas  “Si no sembramos árboles estamos condenados al apocalipsis”, sostuvo.
 
Su finca llamada Bosques de Cocora en el valle del mismo nombre, no solo es ganadera, sino turística y ha recibido certificaciones de organismos internacionales.
 
Arborizar, además de proporcionar belleza al ambiente, contribuye a su mejoramiento porque evita la erosión de los suelos y, al retener el agua, les da bienestar. (Lea: En España: de la ganadería industrial al modelo agroecológico)
 
Si hace frio, el bovino quema energía, igual que sucede en los humanos, y la sombra de los árboles genera el equilibrio que debe mantener para su bienestar.
 
La sombra es para el ganado confort, le proporciona tranquilidad y defensa contra el calor. Es igualmente beneficiosa para la finca por la producción de biomasa y de materia orgánica.
 
Bosques de Cocora tiene 72 hectáreas y de ellas el 30 % es zona arbórea, un bosque nativo como lo denomina Jaramillo.
 
Igualmente se pueden utilizar como cercas vivas que funcionan a su vez, como un muro de protección contra el viento.
 
Tiene árboles maderables y forrajeros.  Entre otros ostenta la palma de cera, acacia negra, acacia japonesa, el Tilo -que es un género de la familia de las malváceas- en conjunto con gramíneas. (Lea: Zanjas ayudan a conservar agua más tiempo en sistemas silvopastoriles)
 
Recomienda sembrar árboles cerca a las quebradas porque pueden retener agua en invierno y liberarla en el verano.
 
Ideal para el trópico
 
Olimpo Montes, ganadero con más de 50 años de experiencia y propietario de la Hacienda Pinchacoa en Alcaravanes  - Antioquia, considera que la sombra beneficia al trópico porque este tiene 365 días con luz solar.
 
El sol, a la vez que es bueno porque produce la fotosíntesis y también energía, destruye los microorganismos del suelo, los hongos y los insectos del suelo.
 
En otras palabras quema el suelo, lo esteriliza. Precisamente los árboles hacen su papel de sombrilla para protegerlo y hacer que los microorganismos (mo) continúen vivos. Estos, mo, a su vez, se comen la materia orgánica y con eso, la mineralizan y se convierten en nutrientes para el mismo suelo. (Lea: La economía del nitrógeno y otros minerales)
 
Si una persona está expuesta al sol todo el día, no resiste, igual le sucede a los bovinos. Les produce estrés calórico y no les permite crecer o desarrollarse como debe ser.
 
Otra ventaja de los árboles es que extraen nutrientes a 10, 15 y 20 metros de profundidad, lo que no hacen las plantas que no tienen raíces largas. Encuentra los minerales en esas profundidades, los saca a sus hojas, estas se caen, los microorganismos se las comen, mineralizan esa materia orgánica y la vuelven apta para que otras plantas las tomen, por ejemplo el pasto.
 
La Hacienda Pinchacoa no tenía hace 20 años ni un solo árbol y hoy está cubierta de ellos. Maneja ganado de cría y logra 600 gramos de ganancia diaria de peso con solo pasto estrella, agua y sal.
 
Bosques de Cocora es considerada finca piloto en el país, y al igual que la Hacienda Pinchacoa, son explotaciones que van de la mano de CIPAV y hacen parte del proyecto GEF del Banco Mundial sobre Ganadería Colombiana Sostenible.