Abandona producción de leche para dedicarse a la cría

Por: 
CONtexto Ganadero
12 de Enero 2018
compartir
Abandonan producción de leche, precios bajos de la leche, precios de leche nunca suben, pasturas inundadas, escases de comida, perdida de dinero en lechería, suplementos alimenticios costosos, venta de hato lechero, incursionar en la cría, CONtexto Ganadero, noticias de ganadería colombiana.
“Abandoné la producción de leche y hora me voy a dedicar a la cría”, dijo Franklin Montenegro. Foto: GoPlaceIt
Dirigente gremial Guaduas, Cundinamarca, denunció que los precios de la leche en Guaduas no paran de bajar y eso, unido al problema de la escasez de comida por la constante lluvia, lo obligaron a vender su hato lechero para dedicarse a la cría.
 
Los bajos precios de la leche están obligando a los ganaderos a abandonar la producción de este nutritivo alimento para dedicarse a la cría.
 
“La razón es que el exceso de lluvias en vez de mejorar los pastos y producir comida, lo que ha hecho es inundar las fincas y dañar los forrajes y eso se ha traducido en menor producción de leche y precios al productor inferiores”. (Lea: El exceso de lluvia hace que el ganado no coma y su desarrollo se retrase)
 
Así lo manifestó Franklin Montenegro, expresidente de la Asociación de Ganaderos de Guaduas y miembro de la junta directiva del mismo gremio.
 
“El tema de la comida para el ganado se ha complicado y no se pueden comprar suplementos. El heno está muy caro e igual sucede con el concentrado”.
 
“Y a la par, como si fuera poco, los precios de la leche se han disminuido permanentemente. Solo en los dos últimos meses se descolgó de $950 a $800 el litro, es decir, ahora los ganaderos reciben $150 menos por cada litro de leche”. (Lea: Ganaderos de Cundinamarca desmotivados por el precio de la leche)
 
“Esto tiene en problemas a muchos ganaderos que producen leche en esta región del país, a lo que se une el hecho de encontrarse en la zona de contención establecida por el ICA para controlar la fiebre aftosa y que aún se encuentra vigente”, agregó.
 
Vendió sus vacas
 
Montenegro como ganadero también ha sufrido la inclemencia del exceso de invierno. “En enero siempre estamos en verano y este año ha sucedido lo contrario”.
 
“Me cansé de sufrir y de perder y decidí abandonar la producción de leche luego de 15 años de estar dedicado a esta actividad. Vendí 14 novillas que se encontraban listas para toro y 11 vacas, solo conservé 6 hembras cargadas”, mencionó.
 
Este productor ahora se va a dedicar a la cría porque no tiene que estar pendiente de muchos aspectos productivos y de costos, como sí los tiene la lechería. “Es injusto que después de consagrar tiempo y recursos, el precio de la leche nunca sube y siempre baja”.
 
“Compre 60 novillas de raza Brahman blanco y ahora estoy dedicado a sacarlas adelante. Tengo aún el problema de la comida, pero estoy buscando alternativas con cultivos hidropónicos que estoy seguro me darán buenos resultados”, puntualizó. (Lea: Ganaderos de Cundinamarca dejarían la lechería y le apostarían a la ceba)