Abigeato, principal problema delincuencial de Casanare

Por: 
CONtexto Ganadero
16 de Mayo 2016
compartir
MinDefensa en Casanare
La intención del MinDefensa es garantizar la seguridad de los productores y atacar de forma frontal el hurto de semovientes. Foto: @AsambleaCas.
Tras un consejo de seguridad que se llevó a cabo la semana anterior en Yopal, el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, aseguró que el robo de animales es el flagelo que más afecta al departamento. De paso, reveló algunas estrategias para combatir el delito. 
 
La inseguridad en el país sigue preocupando a los ganaderos quienes son uno de los blancos preferidos de los criminales. Ese comentario generalizado lo corroboró el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, al término de una reunión que se llevó a cabo en Yopal convocada por la Asamblea Departamental. (Lea: Piden reforzar seguridad ante incremento de abigeato en Casanare)
 
En dicho encuentro, el jefe de la cartera aseguró que Casanare tras haber superado paulatinamente los problemas por cuenta de la presencia de las Farc, ELN y las AUC, ahora sufría con la delincuencia especialmente con el abigeato.
 
“Ese es el principal inconveniente que tiene el departamento, especialmente en 2 grandes capítulos. Uno institucional que significa acción sobre los mataderos municipales, centros de sacrificio regionales y las cadenas de frío que permitan percibir los sacrificios de reses para consumo local de una manera más ordenada y no informalmente como se está haciendo actualmente”, explicó Villegas.
 
El otro capítulo le apunta a la seguridad misma sobre el derecho a la propiedad, ante ese aspecto, el ministro de Defensa aseguró que las estrategias le apuntan a intensificar las tácticas de inteligencia, la presencia rural con los carabineros, patrullajes nocturnos y recompensas a aquellos que delaten a las bandas que están hurtando semovientes. (Lea: Inseguridad tiene desesperados a ganaderos del Casanare)
 
“Vamos a derrotar este flagelo como lo hicimos con los otros para hacer de Casanare un departamento más cercano a la seguridad plena”, amplió.
 
Incluso a nivel departamental, según explicó Camilo Montagut Fernández, secretario de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, también se van a ejecutar una serie de acciones que vayan de la mano con las directrices que reveló Villegas. Ese plan para combatir el abigeato será dado a conocer el próximo miércoles.
 
Desde la Asamblea Departamental el tema viene generando preocupación, así lo reveló el diputado Diego Araguren, quien en diálogo con este medio aseguró que el tema ha sido tratado en varias sesiones de la entidad debido al incremento de esta clase de acciones delincuenciales en Casanare. Incluso manifestó la preocupación que tiene la ciudadanía frente a la calidad del producto que pueden estar consumiendo. 
 
"La Asamblea del departamento de Casanare ha hecho un llamado de atención tanto a las instituciones que tienen que ver con la ganadería como a la Fuerza Pública, ya que uno de los problemas mayoritarios que tenemos en este momento es la ausencia de un frigorífico animal que cumpla con las necesidades de todos los campesinos y productores casanareños. A eso se le suma la falta de control por parte de la Policía y la ausencia de condenas ejemplarizantes por parte de la Fiscalía a quienes cometen esta clase de actos delictivos", argumentó Aranguren.
 
Ante los anuncios hechos por el ministro de Defensa, Yonency Amaya, presidente del Comité de Ganaderos de Trinidad y representante por Casanare ante la junta directiva de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, aseguró que la inseguridad por cuenta del abigeato, la extorsión y otros crímenes hace que los ganaderos se sientan abandonados, "como si estuvieran luchando contra la corriente". (Lea: 5 modalidades de abigeato que todo ganadero debe conocer)
 
“Uno de los principales problemas es que la mayoría de transgresiones contra el sector no tienen grandes castigos. Los delincuentes están 2 o 3 días en la cárcel y los dejan libres después. Las autoridades no saben lo que están haciendo, no saben requisar, pedir una papeleta o hacer el debido control”, aseveró el dirigente local.
 
Amaya recordó que hay muchos ganaderos que no han dejado de pagar extorsión por miedo a represalias y añadió que los productores de la región están desarmados, literalmente. Además no tienen acompañamiento de los entes de control y no los dejan portar protección ni siquiera con salvoconducto para poder sentirse un poco seguros.
 

Los productores les piden a las autoridades cumplir con los anuncios, ya que se sienten desprotegidos y a merced de los delincuentes quienes están generando y propiciando graves delitos.