Aplicar Cal a sus praderas ayuda en la producción de biomasa

Por: 
CONtexto ganadero
11 de Julio 2019
compartir
Ganadería, gaanderia Colombia, ganadería colombia, CONtexto ganadero, noticias ganaderas, noticias ganaderas colombia, cal, cal en suelos, suelos acidos colombia, aplicacion cal suelos, produccion biomasa con cal, mayor forraje cal, fertilidad de suelos con cal, ganaderos, análisis de suelos, ganaderos colombia
La cal es un químico que aporta grandes beneficios en la no acidificación de los suelos. Foto: dolomitarivera.com

Colombia es un país de suelos muy ácidos, por lo cual en algunas zonas del país están aplicando cal en sus ganaderías, para incrementar la fertilidad y ayudar a que se produzcan bajos niveles de aluminio. Conozca acerca de la importancia de aplicar este químico en sus potreros.

 

En busca de la necesidad de producción de mayor cantidad de alimentos para los animales que se ven reflejados en rentabilidad de la ganadería, los trabajadores del campo están implementando unas nuevas prácticas como la aplicación de cal en sus praderas, de tal forma de no acidificar los suelos. (Lea: 10 pasos para hacer el establecimiento de una pradera)

 

Por ser la ganadería una actividad donde su principal fuente es el suelo, las personas que lo trabajan deben utilizar mecanismos que ayuden a que la regulación del ácido sea mejor, para que así le aporte mayores beneficios a la tierra.

 

Laila Bernal Bechara, profesora de la facultad Ciencias Agropecuarias de la Universidad de La Salle y Coordinadora del Semillero de Investigación en Ciencia Animal (SICA), indica que la cal se usa normalmente al momento del establecimiento de praderas o para mantenimiento y manejo del potencial de hidrogeno, pH.

 

Eso significa que la mayoría de los suelos en Colombia son ácidos y lo que se hace con la Cal es que con el tiempo estos puedan tratar de llegar a neutralidad, de tal manera que faciliten la movilización de minerales o nutrientes a través del suelo”, afirma Bernal Bechara. (Lea: Uso de cal y nutrientes resuelven la acidez del suelo, dice U. Nacional)

 

Teniendo unos suelos que contienen pH muy acido, se pueden presentar problemas en la saturación de aluminio además como inconvenientes en la capacidad de intercambio catiónico, por lo que con la implementación de cal dentro de las fincas, se logra la movilización de los minerales en la base del suelo.

 

Con lo anterior, se genera la posibilidad de producción de mayor cantidad de biomasa, así como una calidad nutricional mejor a nivel de las hojas. Según Bernal, “lo que se trata de garantizar con la aplicación de la cal es que se implemente una fertilización nitrógeno, fosforo y potasio, NPK, para que las raíces puedan arrastrar los nutrientes”.

 

La Cal que más se utiliza es la denominada cal dolomita, que contiene magnesio. Este elemento es clave en el proceso de fotosíntesis y absorción de otros nutrientes. (Lea: Los beneficios de usar cal líquida).

 

La cal, al igual que los fertilizantes, siempre debe ser tapada al momento de aplicarse porque si se deja expuesta al aire el porcentaje de eficiencia va a ser mínimo, por lo que hay que asegurar que todos los minerales que se están introduciendo de manera química, puedan incluirse de forma total en el suelo. Además, es importante que esto no se haga en periodos de lluvias torrenciales para que no se pierda el material.

 

Normalmente se recomienda que se haga una o dos veces en el año, por lo que su aplicación debe basarse en unos cuidados en la persona que realiza esta práctica, siguiendo unas recomendaciones de bioseguridad con el uso de guantes, tapabocas, botas, caretas, entre otros elementos.

 

Finalmente, en palabras de Bernal, “lo primero que deben hacer los productores es un análisis del suelo para saber la cantidad real y necesaria en las dosis de kilos por hectárea que se requiere, porque la mayor falla que se tiene en campo es que las aplicaciones de fertilizantes y cualquier tipo de agroquímicos se hace por recomendaciones de otros pero no por las necesidades del suelo”.