Claves para aumentar la producción de carne y satisfacer la demanda

26 de Agosto 2019
compartir

Que la carne argentina gusta, se disfruta y se pide en distintas partes del mundo, no es novedad. Y sumado a un contexto global en el que la demanda de alimentos crece de forma exponencial, parece el panorama ideal para productores y exportadores de carne bovina. Pero, para lograr satisfacer aquella creciente demanda, e incluso acceder a nuevos y más grandes mercados, es fundamental contar con un nivel de producción óptimo.

 

Desde Biogénesis Bagó, con una sostenida investigación e inversión en biotecnología, trabajan para lograr, mediante la sanidad animal, los mejores resultados para la producción ganadera.

 

Juan Cruz Muriel, gerente del Servicio Técnico de Biogénesis Bagó, charló desde el stand de la compañía en la Exposición Rural de Palermo, sobre la situación de la Argentina y las claves para producir más y mejor carne.

 

“Argentina está desde hace mucho tiempo con la oportunidad de colocar sus productos en el mundo. La demanda de carne a nivel mundial llegó para quedarse. Muchas veces se hablaba de que iba a pasar el tren y no nos subíamos, pero el tren sigue pasando y Argentina está en condiciones de subirse”, aseguró el experto. (Blog: ¿Es productiva la ganadería bovina en Colombia?)

 

Aumentar la producción de terneros

 

Una de las líneas que Biogénesis Bagó considera clave para aprovechar y hacer crecer la producción de carne es aumentar la cantidad de terneros. “Históricamente el país viene destetando un 62% de terneros: es decir que de cada 10 vacas, producimos solo seis terneros y tenemos un potencial de crecimiento ahí. Hay muchas tecnologías disponibles que no se aplican y que aplicarlas significaría poder obtener mayor cantidad de terneros”, puntualizó Muriel.

 

“Como empresa proveedora de insumos veterinarios creemos que la sanidad es muy importante en ese sentido. No sólo porque el mundo demanda o pone barreras sanitarias para comercializar nuestros productos; sino también porque la sanidad contribuye a mejorar los índices productivos”, destacó y se explayó: “Nosotros contamos con vacuna reproductiva, pero sabemos que se aplica, dentro del rodeo de hembras bovinas (que es de 22 millones), sólo en el 30% de las vacas. O sea que hay mucho terreno para ganar ahí en lo que es adopción de tecnología”.

 

En ese punto, el especialista destacó el producto que la compañía comercializa, Bioaborgen H, que también se exhibe en el stand de La Rural este año: “La vacuna ha demostrado controlar y prevenir abortos en los rodeos, lo cual nos daría mayor nacimiento de terneros y la posibilidad de destetar más cantidad de terneros”, señaló.

 

Tecnología y recría, claves para el engorde

 

Otra de las líneas en las que, bajo la mirada de Biogénesis Bagó, el país debe trabajar de cara al aumento de las exportaciones de carne vacuna, es en generar mayor cantidad de kilos de carne. (Lea: ¿Cómo producir carne de res al mismo nivel del pollo y el cerdo?)

 

En este sentido, Muriel explicó: “Estamos hablando de faenar animales más pesados. El país, que venía produciendo mucha carne para consumo interno, destetando y consumiendo terneros de bajo peso, como novillos de unos 320 kilos, hoy la figura del recriador, o la recría de terneros a campo se convierte en una gran oportunidad, y necesidad diría. Allí tenemos gran espacio para sumar muchos kilos a esos animales, kilos baratos, que nos permiten después entrar al engorde final con un animal ya de 340 kilos, y ahí agregarle otros 100 finales para poder llegar a niveles de exportación de 480, 500 kilos”.

 

Para acompañar este proceso de engorde y obtener mayores cantidades de carne, la empresa considera fundamental la aplicación de la tecnología disponible. “Se necesita aplicar tecnología para aumentar la cantidad de terneros: es decir, preñar más cantidad de vacas y destetar más cantidad de terneros y, a su vez, faenarlos más pesados. Desde lo que es la parte sanitaria y la aplicación de planes sanitarios en las recrías, es indispensable contar con un correcto control parasitológico”, comentó y detalló: “Muchas veces pasa que hay problemas de resistencia a los antiparasitarios, mal uso de éstos, y en ese sentido nosotros damos mucho apoyo al veterinario y al productor para un adecuado manejo de las herramientas, que los antiparasitarios cumplan con su rol”.

 

Además, el experto recordó la importancia de la prevención a través de la vacunación de bovinos. Biogénesis Bagó cuenta con vacunas respiratorias, como Biopoligen Air y HS, y Clostridiales, como Bioclostrigen J5, que “son fundamentales en una etapa de recría para obtener animales con una sólida base inmunitaria y que permitan expresar todo el potencial genético y de alimentación que tienen”.

 

Texto tomado del siguiente enlace