Riesgos de la leche no pasteurizada

30 de Marzo 2020
compartir

La leche y los productos lácteos proporcionan abundantes beneficios nutricionales. Pero la leche cruda también puede albergar microorganismos peligrosos que representan riesgos graves para la salud.

 

La pasteurización es un proceso de calentamiento de la leche a una temperatura específica, durante un período establecido, que destruye las bacterias perjudiciales.

 

La leche sin pasteurizar tiene 150 veces más probabilidades de causar enfermedades transmitidas por los alimentos y genera 13 veces más hospitalizaciones que las enfermedades que involucran productos lácteos pasteurizados.

 

La leche cruda es aquella que proviene de las vacas, ovejas o cabras y que no ha pasado por el proceso de pasteurización para matar las bacterias dañinas. Puede contener bacterias peligrosas como Salmonella, E. coli y Listeria, que son las responsables de causar numerosas enfermedades transmitidas por los alimentos.

 

Estas bacterias dañinas pueden afectar gravemente la salud de cualquier persona que beba leche cruda o consuma alimentos preparados a partir de ella. Sin embargo, los microorganismos de la leche cruda pueden ser particularmente peligrosos para las personas con sistemas inmunitarios debilitados, los adultos mayores, las mujeres embarazadas y los niños. De hecho, las enfermedades transmitidas por los alimentos provocadas por la leche cruda afectan en particular a adolescentes y niños.

 

Organismos frecuentes relacionados con la ingesta de leche no pasteurizada

 
Zoonóticos

 

- Brucella abortus
 
- Brucella melitensis
 
- Mycobacterium bovis
 
- Salmonella sp
 
- Listeria monocytogenes
 
- Campylobacter sp
 
- Yersinia sp
 
- Coxiella burnetii
 
- E. coli O157:H7

 

No zoonóticos

 

- Streptococcus pyogenes
 
- Salmonella Typhi
 
- Corynebacterium diphtheriae
 
- Shigella sp
 
- Salmonella Paratyphi A y B
 
- Enterotoxinas de Staphylococcus aureus
 
- Hepatitis A

 

De forma más rara se han descrito otras enfermedades transmitidas por la leche no pasteurizada: rabia, encefalitis transmitida por garrapatas, la diarrea de Brainerd

 

Mitos sobre la pasteurización

 
- La pasteurización de la leche NO produce intolerancia a la lactosa ni reacciones alérgicas. Ambas clases de leche pueden causar reacciones alérgicas en personas sensibles a las proteínas de la leche.
 
- La leche sin pasteurizar NO mata a los agentes patógenos por sí misma.
 
- La pasteurización NO reduce el valor nutricional de la leche.
 
- La pasteurización NO significa que sea seguro dejar la leche fuera del refrigerador por un tiempo prolongado, especialmente después de que se haya abierto.
 
- La pasteurización SÍ destruye las bacterias perjudiciales.
 
- La pasteurización SÍ salva vidas. 

 

Artículo tomado del siguiente enlace.