Reordenamiento de la producción

Por: 
Oscar Cubillos Pedraza
26 de Mayo 2022
compartir
¿Por qué en un trimestre tan lluvioso la producción de leche cruda cae en lugar de crecer? Es el momento de avanzar en la especialización productiva lechera del doble propósito.

¿Por qué en un trimestre tan lluvioso la producción de leche cruda cae en lugar de crecer? Es el momento de avanzar en la especialización productiva lechera del doble propósito.

 

La semana pasada fueron publicadas las cifras de crecimiento de Producto Interno Bruto por parte del DANE para el primer trimestre de 2022. En el caso de la producción de leche, esta se contrajo 4,9% frente al mismo trimestre de 2021.

 

Muchos se preguntan por qué en un trimestre tan lluvioso la producción de leche cruda cae en lugar de crecer. Pues la realidad muestra dos fenómenos bajo el análisis de las compras de la industria al sector productor.

 

En primer lugar, durante estos tres meses el acopio de leche disminuyó en las regiones de trópico alto en promedio 2,4%. Esto indica que las problemáticas de altísimos costos de producción han incidido en la productividad y/o sobre las decisiones de permanecer en el negocio. En otras palabras, el acopio cae porque no hay leche en trópico alto, y no hay leche porque producirla es costoso.

 

Tal situación de baja productiva también se refleja en los precios pagados al productor que en el mismo trópico alto llegaron a $1900 por litro para el mes de marzo, es decir 17% más frente a diciembre de 2021, o, 52% por encima del registro de marzo del año pasado.

 

Claro, lo que hay que ver es que el precio de los balanceados en los últimos doce meses ha crecido más de 80% y el de los fertilizantes supera el 220%. Con tales condiciones de alza en las materias primas, efectivamente el nivel productivo se ha desestimulado y en muchos casos se presenta una transición hacia actividades de producción de bovinos en donde los precios se mantienen atractivos y sus costos son intensivamente menores.

 

Sin embargo, un fenómeno diferente se presenta en trópico bajo en donde el acopio de leche aumentó 14% en el primer trimestre de 2022. Efectivamente, la industria, en una acción lógica debe salir a buscar reemplazo a las bajas en proveeduría que está teniendo y de allí que el doble propósito, para la mayoría de los casos, termine dando la mano al abastecimiento.

 

No es que sobre la leche en trópico bajo, de hecho, el precio del litro de leche entre diciembre de 2021 y marzo de 2022 se incrementó 13%, y en el último año 38%. Sin embargo, típicamente hemos manifestado que un gran porcentaje de leche termina llegando al consumo por canales informales al no ser acopiado por la industria. Hoy se le echa mano a esa fuente dadas las bajas generales de producción de leche en el país.

 

Es bueno que se estimule la producción en el trópico bajo, y especialmente en las zonas cercanas a la costa para también dar ventajas hacia el comercio internacional. De hecho, el grueso de la infraestructura de transformación lechera se encuentra en el interior del país en áreas circundantes a la lechería especializada. Por eso, y aprovechando los reordenamientos de producción que da el mercado, también es necesario avanzar en la especialización productiva lechera del doble propósito.

 

@ojcubillosp