Una granja temática llevará a niños a vivir el campo en Agroexpo Caribe

Por: 
CONtexto Ganadero
04 de Octubre 2016
compartir
 Agroexpo Caribe
Todas las maravillas del campo se trasladarán del 5 al 9 de octubre próximo a Barranquilla. Foto: Cortesía.
Teniendo como escenario el recinto ferial de Puerta de Oro, Centro de Eventos del Caribe, la agroindustria no solo sorprenderá a los adultos con los importantes avances que ha tenido el sector en la región, sino que encantará a los niños con la instalación de una granja temática en la ciudad.
 
Equinos, bovinos, porcinos y ovinos, entre los que se encuentran ponis, terneros de raza miniatura, cerdos vietnamitas y cabras con sus crías, al igual que gallinas polacas, conchinchinas, de porcelana y dominó, y también roedores, serán algunas de las especies que conformarán el grupo de más de 35 animales con los que los niños podrán interactuar, en una granja que se extenderá en 50 metros cuadrados del recinto ferial.
 
Iván Acevedo, director ejecutivo de la granja ecocampestre Solar de Mao ­–organización encargada de la instalación y manejo de la granja durante la feria–, cuenta que los más pequeños tendrán la oportunidad de vivir una experiencia única de campo en la ciudad. “Los niños conocerán cada una de las instalaciones, podrán aprender de los procesos de campo, interactuarán con los animales y los podrán alimentar con teteros. También habrán paseos en ponis”. (Lea: ¿Por qué vale la pena impulsar los colegios técnicos agropecuarios?)
 
Para Acevedo, unas de las especies que más atraerán la atención de los pequeños son las gallinas y los ponis. “Sin duda los ponis son los que se llevan todas las miradas, y tendremos unos atuendos especiales para ellos, con trenzas y flores, que los harán muy llamativos. En cuanto a las gallinas, muchos creen que solo existen las que ponen huevos, y resulta que hay varias especies que son muy particulares por su plumaje y las figuras y texturas en él. La Conchinchina es bastante llamativa; es grande y de mucho plumaje crespo. La gallina dominó también es muy bonita. Tiene bastantes pintas y el plumaje es pegado a la piel”, describe.
 
Esta granja temática instalada en Agroexpo Caribe, la principal plataforma de negocios del sector agropecuario y agroindustrial de la región, también ofrecerá para los niños un mini mariposario móvil.
 
Acevedo explica que se trata de una urna donde se podrán apreciar las tres etapas del desarrollo y crecimiento de las mariposas. “Los pequeños podrán apreciar a las especies atravesando por el proceso de oruga, crisálida y finalmente mariposa”.
 
Además de estas dos fuentes de vida animal en el campo con la que los pequeños podrán interactuar, la granja temática tendrá una muestra agrícola de huertas orgánicas con cultivos de hortalizas y especies de plantas aromáticas. “Todo esto se mostrará en medio de una ambientación llena de accesorios de granja, como cantinas, regaderas, botas. Allí los niños podrán hacer pequeñas labranzas con la huerta, aprenderán sobre procesos de sembrado y terminaciones de semillas”, indicó Acevedo. (Lea: Granja Ecológica Agroindustrial: una apuesta por el medio ambiente)
 
Serán 15 personas, entre operarios y guías, las que intervendrán en la granja durante los tres días y garantizarán tanto la seguridad de los animales como la del público asistente. “Los granjeros representan a los ganaderos que cuidan a sus animales, sus producciones, y a los agricultores, y les enseñan a sus visitantes a ser conscientes del manejo de los procesos del campo. Con la ayuda de ellos, los niños aprenderán de dónde provienen los alimentos que nos comemos a diario”, afirmó Acevedo.
 
Para el ingreso de los niños a la granja tendrán el acompañamiento de guías, pero para Acevedo lo fabuloso sería que los padres tomen la iniciativa de vivir la experiencia con sus hijos. “Si el niño entra con sus papás sería fantástico porque de una vez se van fortaleciendo las relaciones familiares en torno a esta actividad de campo”, reiteró.
 
El director ejecutivo del Solar de Mao destacó además la oportunidad única de vincular al campo con la ciudad y enfatizó en que en el día a día los niños tienen menos posibilidades de conocer el mundo rural. “Por eso aquí le enseñaremos que sin estas labores que hacemos los granjeros, no podríamos comer todos los días. Será algo muy lúdico, y los niños se divierten mucho con estas actividades”, aseguró Acevedo.