Lo bueno y lo malo de la devaluación del dólar para el agro

Por: 
CONtexto ganadero
29 de Mayo 2014
compartir
devaluación del dólar
Al día de hoy el precio del dólar es de $1.905 colombianos. Foto: CONtexto ganadero.
Para los importadores, el precio de la moneda americana es una beneficio porque podrán ingresar productos a bajo costo. Para los exportadores, e inclusive para los productores agropecuarios, el panorama económico no se presenta prometedor.
 
Durante el primer trimestre del año, exportadores del sector agropecuario se vieron beneficiados con el aumento de la tasa de cambio, la cual estuvo por los $2.000, es decir que tuvieron mayores ganancias. Sin embargo, con el cambio del precio del dólar, importadores, exportadores y el sector productivo del país se han visto afectados con el panorama tan volátil de la moneda americana.
 
De acuerdo con Carlos Alberto Maya Calle, presidente ejecutivo de la Asociación Colombiana de Porcicultores, Asoporcicultores, la tasa de cambio tiene un impacto directo en los productores de este sector. “La revaluación nos afecta notablemente porque abarata el producto importado. Nos hace menos competitivos ante la carne importada. Pasar de $2.000 a $1.900 es ser 5% menos competitivos”. (Lea: El bajo precio del dólar sigue afectando a los gremios del país)
 
Por su parte, Óscar Cubillos Pedraza, coordinador de la Oficina de Planeación de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, indicó que el panorama estimula las importaciones de carne y leche, lo cual deteriora la producción nacional.
 
“Aunque el precio se mantiene estable, la tendencia se va a mantener por lo menos un trimestre más, es decir que si se tiene en cuenta el precio internacional de la leche, este producto se va a importar más; en cambio con la carne, como no hemos sido grandes compradores porque el precio interno es más bajo, el panorama cambia, nos hemos blindado”, explicó Cubillos.
 
De otro lado, Néstor Gutiérrez, director de Investigaciones Económicas de la Federación Nacional de Arroceros, Fedearroz, señaló que el precio del dólar es casi el mismo que se ha tenido desde hace un año, es decir que el precio interno del grano no se verá afectado, por ende el consumo seguirá estable. “Si no cambia el precio del dólar de manera sustancial, el precio de las importaciones no cambia. Otro punto a destacar es que el precio interno del grano está bajando, entonces el sector está siendo más competitivo”. (Lea: “La revaluación es un tema que no da espera”: Augusto Solano)
 
“Se necesitan medidas para la tasa de cambio”, SAC
 
Para Carlos Del Valle, director del Departamento de Desarrollo Sostenible de la Sociedad de Agricultores de Colombia, SAC, el hecho de que el precio del dólar esté estable, no significa que la productividad y la comercialización de los productos estén aseguradas, razón por la cual hizo un llamado para que se establezcan medidas que beneficien a importadores, exportadores y productores.
 
“Se necesita un nivel de la tasa de cambio que haga competitiva la producción nacional, que sea estable en especial cuando hay variaciones volátiles, de lo contrario, la situación no permitirá que en el campo se planee adecuadamente la obtención de productos”, comentó en diálogo con CONtexto ganadero Del Valle.
 
El director del Departamento de Desarrollo Sostenible de la SAC también recordó que el Gobierno nacional debe tomar las medidas necesarias para que el cambio brusco del dólar no afecte a los diferentes sectores. (Lea: Asignan $16 mil millones para coberturas cambiarias)
 
“Le hemos dicho al Gobierno que se debe mantener una política fiscal de mediano plazo, que le da certidumbre a los actores que están en el ámbito del mercado cambiario; también tener herramientas suficientes para enfrentar los cambios de la tasa, cuando sea por factores internacionales; mantener un control de la entrada de capitales golondrina a Colombia; más coberturas de precio y de tasa de cambio, que son importantes para productos importables y exportables que pueden afectar la producción, por ejemplo: el maíz, la soya y el arroz”, puntualizó Carlos Del Valle. 
 
Varios analistas económicos auguran que el precio de la divisa estadounidense podría llegar a rondar los $1.800 por dólar, razón por la que han hecho un llamado a tomar medidas preventivas que no permitan que la devaluación golpee a los distintos sectores del país.