Tratamiento de enfriamiento en los bovinos con estrés calórico
Foto: universodelasaludanimal.com

Cargando...

Conozca los tratamientos de enfriamiento en los bovinos con estrés calórico

Por - 16 de Mayo 2022

El tratamiento de enfriamiento es más común en los bovinos de lo que se piensa, especialmente cuando de estrés calórico se trata. Conozca en qué consiste esta práctica, y cómo ayuda a los bovinos de hoy en día que sufren por el calentamiento global.


El tratamiento de enfriamiento es más común en los bovinos de lo que se piensa, especialmente cuando de estrés calórico se trata. Conozca en qué consiste esta práctica, y cómo ayuda a los bovinos de hoy en día que sufren por el calentamiento global.

El portal engormix expone que el estrés por calor es uno de los principales factores de pérdidas de la industria láctea de muchos países, especialmente aquellos que están ubicados en regiones cálidas. El tratamiento de enfriamiento más común que se proporciona a las vacas en la actualidad combina ciclos de humectación y ventilación forzada. Este tiene un potencial de reducir significativamente las pérdidas y rentabilidad de la granja. (Lea: Conozca de qué se trata los sistemas de refrescamiento para el ganado)

En la mayoría de los casos, se requiere inversión en mano de obra adicional para mover las vacas hacia y desde los sitios de enfriamiento, también durante la noche. Israel Flamenbaum, PhD . Cow Cooling Solutions Ltd, explica en el artículo de engormix que, en los últimos años, se tuvo mucha experiencia en lo que se llama enfriamiento voluntario.

Esto significa, permitir que las vacas reciban el tratamiento de enfriamiento en su propio tiempo a lo largo del día. Por lo que no hay duda que, en caso que funcione, los ganaderos pueden ahorrar parte de los gastos de enfriamiento de las vacas sobre todo la mano de obra necesaria para mover los animales hacia y desde los sitios de enfriamiento.

Lo que se ha visto últimamente es que para enfriar a los animales se hace uso de herramientas como mojar a los animales o ventilarlos de manera forzada, especialmente en las granjas robóticas, en donde los bovinos se enfrían mediante la combinación de cortas sesiones de aspersión y ventilación proporcionada en el área cercana a las maquinas robotizadas.

El autor del artículo dice que de la experiencia adquirida en las granjas de ordeño robotizado se puede aprender que las vacas pueden utilizar ‘voluntariamente’ el sistema de enfriamiento y alcanzar un buen rendimiento durante los meses de verano.

Todo esto, pues, al dejar que las vacas elijan su propio tiempo de enfriamiento, la finca puede ahorrar gastos de mano de obra, pero aun con el riesgo de gastar más dinero en consumo de electricidad y agua, en comparación con los procedimientos de enfriamiento regulares.

Para evitar estos posibles gastos adicionales, Flamenbaum dice que hay una nueva estrategia de enfriamiento inteligente, basada en una tecnología avanzada, desarrollada recientemente por una empresa israelí llamada ENGS.

Esto se llevó a cabo en una finca lechera ubicada en el Valle del Jordán, en donde antes de empezar la estrategia el enfriamiento de bovinos se basaba en ciclos de mojado cortos y ventilación. Pero en el verano de 2021, se instaló el sistema de enfriamiento inteligente donde se proporcionó el enfriamiento principalmente en los pasillos de alimentación.

Estos pasillos se dividieron en tres secciones de humectación y ventilación forzada con collares sofisticados en los cuellos de los bovinos, que monitoreaban en tiempo real diferentes parámetros fisiológicos y de comportamiento del ganado, historial, rendimiento y ubicación en tiempo real.

Para evaluar la afectividad del procedimiento de enfriamiento, se utilizó el índice de la ‘relación verano-invierno’ que se calcula al final de cada año para cada las granjas de Israel.

En conclusión, la experiencia obtenida en el enfriamiento de las vacas en granjas robotizadas, y la alcanzada en la granja del Valle del Jordán enseña que “se puede confiar en las vacas’ para utilizar con eficacia el tratamiento de enfriamiento voluntario.

El uso de tecnologías avanzadas, que permiten activar el enfriamiento por individuo o grupo de vacas de acuerdo con sus necesidades de enfriamiento, permite a las fincas ahorrar gastos de mano de obra, electricidad y agua, al mismo tiempo que alcanzan resultados de rendimiento satisfactorios en el verano, en vacas de alto rendimiento que se desempeñan en condiciones extremadamente cálidas. (Lea: Dietas frías para evitar el estrés térmico)