"El tema sanitario es innegociable": Lafaurie

Por: 
Luis Humberto Caballero R. Fedegán-FNG
13 de Septiembre 2019
compartir
Colombia, fiebre aftosa, tema sanitario, estatus de libre de aftosa, comercio internacional de carne, exportaciones de carne y bovinos en pie, Fedegán, Fondo nacional del ganado, CONtexto ganadero, ganadería colombiana sostenible
El tema sanitario es el factor de mayor importancia en lo que respecta a las actividades de comercio exterior, dijo el presidente ejecutivo de Fedegán, José Félix Lafaurie Rivera. Foto: Cortesia

Si Colombia tiene el estatus de libre de aftosa, los países del exterior manifiestan abiertamente su disposición de negociar bienes y productos. De lo contrario, eso no sucede, e incluso si no lo tiene, le congelan las relaciones comerciales.

 

Más de 200 ganaderos del departamento de Santander reunidos en Bucaramanga manifestaron su disposición de enraizar la cultura sanitaria en esta región del país, como una gran oportunidad para el mejoramiento de la actividad y el futuro de la comercialización de sus productos en el mercado internacional.

 

Así lo manifestó José Félix Lafaurie Rivera, presidente ejecutivo de Fedegán, gremio que administra el Fondo Nacional del Ganado y la campaña de erradicación de la fiebre aftosa en el territorio colombiano.

 

Innegociable

 

“Este aspecto es de vital trascendencia pues uno de los objetivos del FNG es precisamente promover el desarrollo de la ganadería bovina en Colombia”, detalló el dirigente.

 

Agregó que es un instrumento de la producción que resulta de gran importancia en sus hatos bovinos, para lograr que la actividad se convierta en una de las principales exportadoras del país.

 

Al felicitar a los ganaderos de esta región del territorio colombiano, que celebran 70 años de la feria de Bucaramanga, dijo que “este factor es el de mayor importancia en lo que respecta a las actividades de comercio exterior”.

 

Tal es su incidencia que es considerado una barrera a la exportación, calificado como la principal barrera arancelaria, y este aspecto incide de manera radical en el proceso de exportación.

 

Es de tal magnitud este requisito que en los países que se interesen por comprar bovinos vivos o carne de res con valor agregado es innegociable. “Se tiene o no se tiene, se negocia solo si tiene el estatus”, aclaró el líder gremial.

 

En otros términos, si Colombia tiene el estatus de libre de aftosa, los países del exterior manifiestan abiertamente su disposición de negociar dichos bienes y productos. De lo contrario, eso no sucede, e incluso si no lo tiene, le congelan las relaciones comerciales.

 

Destacó que el gobierno pasado no pensó en nada de eso y al perder el estatus sanitario ocasionó serios problemas a la producción bovina, así como grandes pérdidas en este sector de la economía agropecuaria nacional.