El círculo de excelencia ‘Chino Santandereano’ se convierte en referente regional

Por: 
CONtexto Ganadero
18 de Diciembre 2012
compartir
Círculo de excelencia 'Chino Santandereano'. Foto: Javier Aguilar, Fedegán.
Desde hace 5 años se creó este círculo con el ánimo de integrar a dos provincias. Foto: Javier Aguilar, Fedegán.
Después de 5 años de aprendizaje este círculo comparte experiencias exitosas y ofrece apoyo pecuario. Hoy son ejemplo para los cañicultores de la Hoya, municipio a orillas del río Suárez.
 
Desde hace 5 años el círculo ganadero de excelencia 'Chino Santandereano', compuesto por ganaderos de los municipios de San Gil y Socorro, se ha convertido en un referente para los cañicultores. El objetivo: promover la integración de la gente, “históricamente Socorro y San Gil eran provincias como muy distantes, pero crear este círculo se integraron (…) bajo la batuta de Fedegán, se llevó a cabo la primera reunión en la que se trazó el objetivo”, explica Javier Aguilar Galvis, profesional en Gestión Productiva y Salud Animal de Fedegán, también miembro del Círculo.
 
Incluso, los protocolos del Círculo dicen que los miembros se reúnen cuando van a dar las recomendaciones y conclusiones, mientras está ausentado el propietario de la finca y después se las daban por escritas, pero ellos dijeron ‘no, nosotros tenemos la personalidad de decir las cosas de frente’, es muy directa, hay unión”, sostiene Aguilar.
 
Lo más importante ha sido la integración de los ganaderos, los lazos de amistad que hemos creado aunque éramos muy cercanos no nos conocíamos nuestras explotaciones”, comentó Mario Santos, uno de los ganaderos más jóvenes miembro del Círculo.
 
Hemos venido ayudándonos con los equipos y la maquinaria, los alquilamos entre los miembros del Círculo. Las discusiones que tenemos son muy valiosas porque le permiten a uno no cometer los mismos errores y a aprender de los éxitos que se han tenido en las diferentes explotaciones”, asegura Gustavo Bautista, ganadero y el miembro más antiguo de este Círculo de excelencia.
 
Se trata de compartir entre los miembros experiencias exitosas y algunas otras por mejorar, dejando a un lado los secretos y el miedo por lo que otros dirán, ofreciendo ayuda y recomendaciones a otros para que sus empresas también sean exitosas.
 
Un referente regional
A raíz de ver la integración de todos y la forma en cómo se han mejorado las producciones, algunos miembros del Círculo que siembran caña han decidido empezar a agruparse con otros que siembran caña en la región y a ver qué sugerimos”, señaló Aguilar Galvis.
 
Según Bautista, antes de que existiese este círculo de excelencia, los habitantes de la región eran, como él lo expresa, ‘egoístas’, “hemos crecido y hemos tratado de llevar esta idea a otras explotaciones que tenemos, ya hemos hecho reuniones con un círculo que se creó de cañicultores, sacando como ejemplo el modelo en la parte de ganadería, hemos tratado de replicar el círculo de ganaderos al sector panelero”, agregó.
 
Siempre se aprende sin importar la edad
Me da alegría aprender de personas jóvenes, para mí manejar el programa ganadero ha sido difícil, yo vine a conocer un computador después de terminar mis estudios, los muchachos se criaron con los computadores, entonces ellos nos enseñan lo que acaban de ver y tienen conceptos nuevos que son válidos, hay que aprender de ellos”, expone Gustavo Bautista.
 
Mario dice aprender todos los días de quienes más tienen experiencia, aunque es el más joven también tiene voz y voto, “trato de innovar, de romper paradigmas, como por ejemplo, acá en la zona se usan los pastos de cortes, yo los empecé a abolir y la gente también empezó a hacer lo mismo, sin bajar la carga de la finca y nos ha ido muy bien”.
 
No existen las ‘roscas’
Para nosotros no aplica porque en cualquier momento alguien dice ‘yo quiero invitar a alguien’, se le invita y se le recibe, esa persona también tiene y recibe recomendaciones, el círculo es abierto”, asevera Javier Aguilar.
 
Los ganaderos deben hacer parte de un círculo de excelencia porque intercambiamos conceptos, a través de los círculos nos contamos todo con el ánimo de mejorar. Insisto mucho que para ser un buen ganadero hay que ser buen agricultor”, agrega Gustavo Bautista.
 
Para 2013 Mario se propone crecer y compartir sus resultados con los miembros, “la idea es producir más pasto y ser eficiente en costos, tener alternativas de proteína como el maní forrajero y el botón de oro, el objetivo es seguir el modelo neozelandés”, puntualizó.