Análisis de la situación por el precio actual del dólar

Por: 
CONtexto ganadero
20 de Octubre 2014
compartir
Precio alto del dólar 2014 octubre
Expertos hablan de los pros y contras del alza en el precio del dólar en la economía de Colombia. Foto: CONtexto ganadero.
De acuerdo con voceros gremiales, una de las ventajas con el precio alto de la moneda americana es el pago que reciben los productores y exportadores por el comercio de alimentos. Sin embargo, hacen un llamado para que se establezca una política proteccionista por la tasa de cambio.
 
El viernes de la semana pasada el precio promedio del dólar era de $2.067, una cifra que no se veía desde hace 5 años, cuando estaba en $1.838. Aunque esto acarrea beneficios al productor y exportador, también hay efectos negativos en la economía colombiana, según dijeron representantes gremiales a CONtexto ganadero.
 
De acuerdo con Rafael Mejía López, presidente de la Sociedad de Agricultores de Colombia, SAC, “los exportadores se benefician porque reciben más por dólar exportado; los productores nacionales también porque en la mayoría de productos la formación de precios está basado en dólares”. (Lea: In God we trust: ¿A qué tasa pensamos y planeamos?)
 
Mejía explicó que Colombia exporta en gran cantidad productos como flores, banano y café, aunque algunos otros, como frutas y hortalizas en menor proporción, que van a países como Estados Unidos, Venezuela y algunos de la Unión Europea. "Ahora, eso no se transmite de un día para otro, teniendo en cuenta si un empresario tiene los seguros de coberturas, o puede que así mismo el exportador haya pactado los precios por fechas".
 
Para Álvaro Ernesto Palacio Peláez, gerente general de la Asociación Hortifrutícola de Colombia, Asohofrucol, el precio alto que se registra del dólar en este momento es bueno porque así los productores que exportan frutas van a poder recibir un mejor precio. “Eso es muy bueno para todo el mundo: incluso para los industriales”, resaltó. 
 
Lo malo
 
Según Rafael Mejía López, uno de los inconvenientes que tiene la economía nacional del país con el aumento del precio del dólar está en la importación de cualquier producto.
 
Lo que se vaya a traer como alimentos o materias primas será más costoso, es decir, menos competitivo de lo que se produce en Colombia”, afirmó Mejía López. (Lea: Economía colombiana crece pero también enfrenta amenazas)
 
Es por ello que el presidente de la SAC plantea que la única forma de no afectar la economía del país es implementar el sistema de devaluación ‘gota a gota programada’ que implementó Carlos Lleras en su momento, es decir, “la gente sabía todos los días cuánto se iba a devaluar la moneda, el valor del dólar, en ese sentido se hacían o no inversiones”.
 
Palacio afirmó que “una vez la gente se da cuenta que hay una baja repentina en el precio del dólar, mirar si se negocia o no. El tema es saber manejar esas bonanzas en épocas de vacas flacas y vacas gordas”.
 
Por último, Augusto Solano Mejía, presidente de la Asociación Colombiana de Exportadores de Flores, Asocolflores, en días pasados le indicó al ministro de Agricultura y Desarrollo Rural, Aurelio Iragorri Valencia, que hay una necesidad de “alimentar” el Programa de Coberturas Cambiarias que tiene el Fondo de Financiamiento para el Sector Agropecuario, Finagro, el cual fue creado desde 2005, con el fin de proteger a las empresas exportadoras cuando haya una disminución en el precio del dólar, con respecto al peso colombiano. (Lea: Asignan $16 mil millones para coberturas cambiarias)
 
Se necesita una plata importante porque la que se destinó se agotó, entonces estamos en un momento en el que la tasa de cambio está alta y hay que aprovechar. Sería muy triste que pongan recursos a coberturas cambiarias cuando la tasa de cambio esté a la baja. Hay que decir que este es un recurso para todos los sectores agrícolas nacionales que exportan sus productos”, agregó el presidente de Asocolflores.
 
El dirigente gremial también indicó que el ministro aprobó la destinación de otros recursos para dicho programa, pero hasta el momento se desconoce el monto. “Él entendió muy bien que se debe aprovechar el cuarto de hora que tenemos”.