La resistencia a la ivermectina

Por: 
CONtexto ganadero
10 de Enero 2018
compartir
La resistencia a la ivermectina,  Fiel C.A. y Steffan P.E., engormix.com, CONtexto ganadero, ganadería Colombia, Noticias ganaderas Colombia
En las regiones tropicales, las garrapatas, moscas y nematodos gastrointestinales son los principales problemas sanitarios en los semovientes. Foto: Agroinformacion.
Estudios recientes realizados en 62 establecimientos ganaderos de la Pampa Húmeda, región Centro y NEA, revelaron un progresivo aumento del fenómeno de resistencia a los antiparasitarios.
 
Fiel C.A. y Steffan P.E. del Área de Parasitología y Enfermedades Parasitarias. Facultad de Ciencias Veterinarias (UNCPBA) Tandil, señalan que en la práctica productiva y profesional, el control de las infecciones parasitarias se ha basado casi exclusivamente en la aplicación de antiparasitarios en la mayoría de los casos, sin diagnóstico profesional que lo justifique.
 
Explican que esto se debe a la baja relativa de los precios por dosis en los últimos años que ha favorecido la administración masiva de los distintos antiparasitarios.
 
Advierten que en este contexto, los mismos principios activos -de gran eficacia y espectro terapéutico- han sido utilizados durante los últimos 30-40 años pues no se han desarrollado nuevos compuestos –solo dos para ovinos- con diferente modo de acción sobre los parásitos a los disponibles en la actualidad. 
 
Como se preveía, estudios recientes realizados en 62 establecimientos ganaderos de la Pampa Húmeda, región Centro y NEA, revelaron un progresivo aumento del fenómeno de resistencia a los antiparasitarios.
 
Se registró 93.5% de resistencia a la ivermectina, 27.9% al ricobendazole, 7.4% al fenbendazole y resistencia múltiple a ivermectina/ricobendazole en el 26.2% de los establecimientos, mientras que el levamisole todavía conserva su eficacia (Cristel, et al. 2017).
 
Desde el punto de vista económico, la resistencia a los antiparasitarios puede generar una pérdida al sistema de producción de alrededor del 50% en 90 días de pastoreo (Fiel et.al. 2011) o del 10% en un feedlot (Fazzio et.al. 2011).
 
En el primer caso, para un lote de 300 animales, las pérdidas directas alcanzan los $ 54.900 en 90 días de pastoreo ($ 30 / kilo vivo). En tanto que en feedlot, la pérdida para la misma unidad productiva alcanza los $ 73.800 en 75 días de encierre, descontando el gasto del tratamiento inicial en ambos casos.
 
En este preocupante contexto, resulta imperioso seguir profundizando la generación de conocimientos y simultáneamente, generar programas de extensión y transferencia de conocimientos que lleguen rápida y eficazmente a los sectores profesionales y productivos, para comenzar un sendero de buenas prácticas en el control de las infecciones parasitarias y uso racional de los antiparasitarios.