Las biotecnologías también son para los pequeños productores

Por: 
CONtexto Ganadero
06 de Noviembre 2013
compartir
Biotecnologías para pequeños productores
La FAO afirma que las biotecnologías pueden ayudar a los pequeños productores a mejorar sus medios de supervivencia y la seguridad alimentaria. Foto: CONtexto Ganadero.
De acuerdo con un reciente estudio de la FAO, los gobiernos y el sector privado en América Latina deben hacer mayores esfuerzos para llevar las biotecnologías agrícolas a manos del pequeño productor, para fortalecer la competitividad rural de los países en desarrollo.
 
En los últimos años se ha dicho desde distintos frentes de opinión que la tecnología aplicada al sector agropecuario es la clave para fortalecer la competitividad y mejorar los indicadores de dicha actividad. En concordancia con esto, la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura acaba de presentar una investigación llamada Las biotecnologías al servicio de los pequeños productores: estudios de caso en países en desarrollo en agricultura, ganadería y pesca,  en la cual se afirma que las biotecnologías pueden ayudar a los pequeños productores a mejorar sus medios de supervivencia y la seguridad alimentaria.
 
El estudio, publicado el pasado 29 de octubre, consta de 19 casos de éxito en los sectores agrícola, ganadero y pesquero, escritos por científicos e investigadores de todo el mundo; quienes cuentan a través de experiencias prácticas cómo se puede aplicar la biotecnología a los procesos productivos de plátanos, yuca, arroz, ganado y camarón en diferentes partes del planeta y con pequeños campesinos.
 
En los casos de éxito se menciona un amplio espectro de biotecnologías. Desde las que se conocen como “tradicionales” (fermentación e inseminación artificial) hasta procesos novedosos y de vanguardia como los relacionados con energías renovables, biogenética y métodos basados en manipulación de ADN. (Columna: El valor de las biotecnologías en el ciclo productivo)
 
"A través de acuerdos institucionales y financieros adecuados, los gobiernos, instituciones de investigación y las organizaciones pueden ayudar a poner la biotecnología en manos de los pequeños productores, mejorando su capacidad para hacer frente a retos como el cambio climático, las enfermedades de plantas y animales, y el uso excesivo de los recursos naturales", aseguró en un comunicado de prensa Andrea Sonnino, jefe de la unidad de Investigación y Extensión de la FAO.
 
La publicación, que fue preparada por un equipo multidisciplinar de la FAO dentro de un proyecto de biotecnología agrícola parcialmente financiado por el Gobierno de Canadá, se desarrolló con casos en India, China, Argentina, Bangladesh, Brasil, Camerún, Colombia, Cuba, Ghana, Nigeria, Sudáfrica, Sri Lanka, Tanzania y Tailandia.
 
Para Dagoberto Bonilla Ortiz, presidente de la Federación Nacional de Usuarios de Distritos de Adecuación de Tierras, Federriego, cualquier tipo de tecnología de vanguardia puede ser aplicada por los pequeños productores, lo importante es que se puedan asociar y aliarse para acceder a nuevas posibilidades de desarrollo y recursos.
 
“En la ruralidad se tiene la percepción, errónea en muchas ocasiones, de que la tecnología es un servicio inalcanzable y costoso, pero cada vez existen más canales de acceso y posibilidades. Los pequeños productores deben asociarse y asesorarse bien, ya que cada día aparecen nuevos desarrollos que aportan a la productividad y no podemos darnos el lujo de pasarlos por alto, puntualiza Bonilla Ortiz, de Federriego.
 
A su vez, los autores del informe en la FAO, aseguran que las biotecnologías pueden mejorar los medios de vida agrícolas, ganaderos y pesqueros al aumentar los rendimientos y mejorar el acceso a los mercados, y también concluyen que las asociaciones internacionales y nacionales son esenciales para el logro de resultados, así como el compartir los recursos genéticos, las técnicas y los conocimientos a través de las fronteras nacionales y continentales. (Lea: La biotecnología abre el debate entre productividad y salud humana)
 
Por su parte, Cesar García, subgerente de Ciencia y Tecnología de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, asegura que la implementación de biotecnologías es bienvenida, pero debe regularse, ya que a la fecha no se ha podido demostrar cuál es el impacto real que genera en la salud humana el uso de hormonas sintéticas o algunas prácticas biotecnológicas, para hacer a los cultivos más resistentes al cambio climático. "Por eso, desde Fedegán le apostamos a la producción de alimentos inocuos y saludables a través del desarrollo de pasturas y forrajes de alta calidad”, concluye García.