No hay que bajar la guardia en la vacunación contra la aftosa: Limor

Por: 
CONtexto ganadero
24 de Junio 2022
compartir
Animales pastoreando
La vacunación contra la aftosa y el mantenimiento del estatus sanitario del país deben seguir siendo prioridad del gobierno. Foto: Cortesía

El ambiente político en el país es tenso. La polarización en el debate público y privado es evidente. Sin embargo, las actividades económicas en la ciudad y en el campo siguen su rumbo y los esfuerzos de reactivación y progreso deben continuar.

 

El gobierno de turno deberá ser consciente de la importancia de apoyar el desarrollo del sector ganadero colombiano. Es nuestro deber comprender que la protección del campo es responsabilidad de todos. Este es el caso particular de la Campaña Nacional de Erradicación de la Fiebre Aftosa y sus ciclos de vacunación, que no deben verse interrumpidos, ni marcados con tintes políticos.

 

“Todos los colombianos debemos ponernos la camiseta para salvaguardar la sanidad animal, manteniendo las altas cifras de inmunización en todos los departamentos del país”, según Limor. (Lea: La campaña anti aftosa ha protegido 10 millones de bovinos y bufalinos)

 

Los esfuerzos de todos los actores involucrados directa e indirectamente en los ciclos de vacunación durante los últimos 20 años, han hecho de Colombia un país con estatus libre de la enfermedad con vacunación, lo que ha permitido, entre otros, el crecimiento de las exportaciones de carne y productos derivados.

 

Nuestros ganaderos y campesinos, incluso de los corregimientos y veredas más apartados de la geografía nacional, han sido los grandes protagonistas de las campañas que se adelantan con éxito y que hoy son ejemplo para la región y para el mundo en materia de coberturas de vacunación.

 

La aftosa continúa siendo una amenaza para la ganadería y para la economía nacional. Cabe recordar que en las últimas semanas se han presentado brotes en Rusia, sin mencionar que Venezuela sigue siendo una total incertidumbre en términos de porcentajes de vacunación y posibles casos de la enfermedad no reportados y que la decisión de Brasil de levantar la vacunación en algunos de sus estados, para muchos expertos apresurada y dirigida por intereses comerciales y no técnicos; no nos permiten bajar la guardia y dormirnos en los laureles. Vacunar es la mejor herramienta para evitar la reaparición de la enfermedad y siempre será compatible con la participación democrática en las urnas. (Lea: Conozca el avance del ciclo de vacunación contra fiebre aftosa en Colombia)

 

Simultáneamente, deberemos seguir trabajando arduamente en la ganadería sostenible, la implementación de sistemas silvopastoriles, el uso responsable de medicamentos, antibióticos y antimicrobianos, la disminución y uso limitado de químicos que dejen trazas en los derivados cárnicos y lácteos que pudieran ser nocivos para la salud del consumidor, pues de esta forma seguiremos construyendo país desde el campo.