Aumenta el riesgo en Salamina: el río se llevó la caseta del ferry

Por: 
CONtexto ganadero
29 de Octubre 2020
compartir
Ganadería, ganadería colombia, noticias ganaderas, noticias ganaderas colombia, CONtexto ganadero, Piñón, Salamina, vía de la prosperidad, carretera magdalena barranquilla, Río Magdalena, erosión piñón, erosión salamina, erosión río magdalena, Asoganorte, senadores del caribe, Canal del Dique, daño de salamina, qué pasa en la vía piñón salamina, Corpamag, recursos obras piñon salamina
El daño sigue creciendo y las obras de mitigación están tardando más de la cuenta. Foto: Gobernación del Magdalena.

La erosión que se viene presentando en la vía que conecta a Salamina con El Piñón viene creciendo, el río Magdalena no cede, las obras están demoradas y el riesgo de que se presente una tragedia como la de El Dique crece. En la zona hay temor.

 

El pasado domingo, la Alcaldía de Salamina publicó un video en donde quedó en evidencia que el río Magdalena se llevó la caseta del ferry, lo que generó mucha más preocupación entre los habitantes de la zona, ya que la fuerza del caudal no baja y el riesgo de que se presente una tragedia es inminente. (Lea: Con $10 000 millones y urgencia manifiesta arrancarán obras de mitigación en Salamina)

 

Los inconvenientes no terminan allí, en un comunicado de prensa de la Gobernación del Magdalena, la entidad lamenta el lento avance de los compromisos adquiridos por Cormagdalena desde el 30 de agosto, para la ejecución de acciones de reducción y mitigación de los riesgos asociados al proceso de la erosión.

 

La administración va a utilizar ecursos propios para la contratación de una firma consultora de expertos en hidrodinámica de la Universidad del Norte para que coadyuven en el trazado de una hoja de ruta, que debía haber sido contratada por la Corporación, la cual servirá para superar la emergencia a corto o mediano plazo.

 

En el mismo sentido, el gobernador, Carlos Caicedo, dio expresas instrucciones al secretario de Infraestructura, Rafael Martínez; y al jefe de la Oficina para la Gestión del Riesgo de Desastres (Ogerd), Jaime Avendaño, para que lideren acciones inmediatas y pertinentes desde la administración departamental, tras los lentos resultado por parte de Cormagdalena y la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres (Ungrd). (Lea: Pese a las obras, erosión de Salamina sigue creciendo)

 

Por su parte, Humberto Ávila, PhD., y director del Observatorio y del IDEHA, sostuvo en un texto –publicado en El Heraldo que el río Magdalena requiere de atención pronta, efectiva y coordinada por parte de las autoridades nacionales y locales para mitigar los efectos de la erosión y reducir el riesgo de inundación, así como tomar acciones de planificación y ordenamiento de su ribera.

 

Sostuvo que desde el Observatorio del Río Magdalena de Uninorte proponen que la principal acción para mitigar el riesgo de inundación es relocalizar el tramo de vía-dique vulnerable a partir de la estimación de la erosión máxima probable, así como también medidas complementarias de mitigación y protección. Sin embargo, en cualquier caso, es indispensable evitar cambios hidromorfológico antinaturales que generen acciones inefectivas u otros problemas posteriores en el río.

 

“En general, el problema no es el río, cuyos procesos de erosión y sedimentación son naturales y frecuentes a todo lo largo. El verdadero inconveniente es la infraestructura que está localizada en zonas vulnerables a procesos morfológicos. Esto debe llevar al Gobierno nacional a repensar las políticas de ordenamiento y aprovechamiento de las riberas de los ríos en el país hacia un enfoque de infraestructura sostenible en todo su contexto técnico, ambiental, social, económico y financiero”, expuso Ávila. (Lea: Ganaderos piden atención al daño de Salamina)

 

Enfatizó que la principal acción de mitigación y solución de la erosión y prevención de la inundación es la relocalización de la vía-dique sobre un nuevo trazado, lo suficientemente alejado de la orilla para que el río alcance una condición de equilibrio natural sin amenazar la vía-dique.

 

Pese a esas recomendaciones y las demoras, los inconvenientes entre Gobernación, Cormagdalena e Invías, están retrasando los trabajos y eventuales situaciones a una tragedia que está a punto de concretarse.