Ganaderos del Valle de Ubaté temen llegar a la quiebra

Por: 
CONtexto Ganadero
15 de Marzo 2017
compartir
lluvias en el Valle de Ubaté, lluvias atípicas Valle de Ubaté, inundaciones en el Valle de Ubaté, fincas ganaderas del Valle de Ubaté inundadas, ganaderos Valle de Ubaté, laguna de Fúquene, CONtexto ganadero
Hay una gran preocupación en el gremio ganadero del Valle de Ubaté porque se ha presentado un aumento atípico de las lluvias en meses que no se esperaban. Foto: http://jrecolombia.blogspot.com.co
Las lluvias atípicas que están cayendo en la región, la compactación que se produjo en el suelo el verano pasado y el deteriorado estado de la laguna de Fúquene, están produciendo represamientos de agua e inundaciones en fincas ganaderas de la región.
 
Giovanni Pinilla, representante legal de la Asociación de Ganaderos del Valle de Ubaté, explicó que hay una gran preocupación en el gremio porque se ha presentado un aumento atípico de las lluvias en meses que no se esperaban.
 
Comentó que no contaban con que el régimen de precipitaciones se adelantara y el mes de marzo fuera a ser tan lluvioso. (Lea: Disminuye producción láctea en Fúquene por inundaciones atípicas)
 
"Las zonas que se han visto afectadas son regiones en las que debido al intenso verano la tierra se alcanzó a agrietar y con las precipitaciones, debido tal vez a factores geológicos, empezó a brotar el agua por esas aberturas", comentó.
 
Indicó que debido a lo anterior, en diferentes zonas, la tierra no ha sido capaz de filtrar estas aguas y se están empezando a presentar unos represamientos de este líquido.
 
De acuerdo con Pinilla, las zonas más afectadas son las que se encuentran más cerca de la laguna, como por ejemplo el municipio de Fúquene, especialmente una zona conocida como Capellanía, Guachetá, y algo de Cucunubá.
 
Anotó que entre 50 y 80 hectáreas de pasto y aproximadamente 30 familias ganaderas de la zona han resultado perjudicadas con las aguas. (Lea: Cundinamarca, otro departamento golpeado por recientes heladas)
 
Clemencia Goez Isaza, ganadera de la región, manifestó que los terrenos ubicados en la recta que va desde Capellanía hasta Guachetá se encuentran totalmente inundados.
 
"Como no está lloviendo tan fuerte, creemos que una de las grandes responsables de esta situación es la CAR, esta entidad resolvió realizar unas carreteras internas a la laguna de Fúquene, por lo cual esta fuente de agua está dejando de realizar su drenaje natural y está ahogando a los ganaderos y campesinos de esa región", aseveró.
 
Según Goez Isaza, si esta situación continúa y las lluvias se recrudecen las inundaciones van a ser mucho peores, haciendo incluso que ríos como el de Ubaté y Suta se desborden.
 
En ese sentido, dijo que los ganaderos temen llegar a la quiebra porque no resisten un golpe más. Sostuvo que si se llega a presentar una inundación como la que ocurrió hace 5 años solo van a sobrevivir los grandes, porque los pequeños no tendrán con qué.  (Lea: 10 dificultades que enfrentaron los productores de Cundinamarca en 2016)
 
Los miembros del gremio solicitan a las autoridades no seguir interviniendo, ni dañando la parte ecológica de la laguna y piden que también se le realice una limpieza profunda.