Putumayo: La culpa no es de los ganaderos

Por: 
CONtexto Ganadero
04 de Abril 2017
compartir
tragedia en Putumayo, avalancha en Mocoa, invierno en putumayo, producción ganadera en Putumayo, Ganaderos de Putumayo, CONtexto ganadero
En situaciones como esta, que se pudieron haber prevenido, en vez de estar buscando evadir responsabilidades y señalar culpables, lo que realmente se debería estar haciendo es encontrar la manera de ayudar. Foto: radiosuperpopayan.com
Colombia se encuentra de luto y sigue sin salir de la conmoción tras conocer las afectaciones que produjo la avalancha que azotó a Mocoa el pasado 1 de abril, una tragedia sin precedentes que todo el pueblo lamenta.
 
En situaciones como esta, que se pudieron haber prevenido, en vez de estar buscando evadir responsabilidades y señalar culpables, lo que realmente se debería estar haciendo es encontrar la manera de ayudar y de prevenir que hechos así se vuelvan a repetir.
 
En diferentes medios de comunicación se pueden observar y leer representantes de importantes entidades ambientales diciendo que este tipo de eventos ocurren a raíz de la deforestación que provocan algunos campesinos con fines de asentamiento, ganadería o siembra de cultivos. (Lea: Era una tragedia "anunciada", dicen supervivientes del alud en Mocoa)
 
Sin embargo, vale la pena mencionar que son muchos los factores que influyen en el desbordamiento de los ríos, y que en Putumayo no solo hay personas que trabajan en la producción pecuaria y agrícola, sino que hay cientos de personas dedicadas a los cultivos ilícitos y a la minera.
 
Según un informe de la ONU, Putumayo es uno de los departamentos con mayor número de hectáreas cultivadas de coca en el país. Solo en esta región hay más de 20.000 hectáreas, lo que representa una participación de más del 21 % del total nacional.
 
Diego Orozco, presidente de la Corporación Ganadera del Putumayo, Cogamayo, aseguró que la afectación más grande se produjo en la parte urbana de Mocoa en donde 17 barrios fueron arrasados por la avalancha.
 
Las aguas de 3 ríos de la región se desbordaron y se llevaron todo lo que encontraron a su paso. El número de víctimas fatales va en aumento y la situación es muy preocupante”, aseveró.
 
Por otro lado indicó, que hay que reconocer que algunos campesinos en búsqueda de su sustento y de tener algo de tierra se ubicaron en zonas en donde no debían y han contribuido de cierta manera a la deforestación. (Lea: Casi el 90 % de Putumayo está inundado, ganaderos lanzan SOS)
 
Precisó que desafortunadamente esto ocurre porque esas poblaciones nunca tuvieron una orientación por parte de las entidades gubernamentales sobre donde ubicarse o como trabajar la tierra y nadie les explicó las consecuencias del uso inadecuado del suelo.
 
Asimismo dijo que en los últimos años es que las entidades ambientales e incluso el mismo gremio han venido promoviendo la protección de los bosques y de las fuentes hídricas y trabajando en la reconversión ganadera.  
 
En ese sentido mencionó que hay otros factores que también contribuyeron a que la tragedia se presentara como lo son los cultivos y la infraestructura petrolera.
 
Además el líder gremio manifestó que esta era una tragedia que estaba anunciada porque hacía 9 meses se había presentado una amenaza de desbordamiento.
 
Agregó  que aunque esta no pasó a mayores, autoridades ambientales y otras entidades realizaron una serie de estudios con los cuales se concluyó que era necesario canalizar y hacer otras intervenciones en los ríos.
 
Orozco aseveró que al fin de cuentas no se hizo nada al respecto y hoy se están viendo las graves consecuencias de ello.
 
Por su parte Liderman Salazar, presidente del Comité de Ganaderos de Puerto Asís, Coganasis, expuso que no comparte la opinión de quienes dicen que los productores pecuarios tienen cierta responsabilidad por esta trágica situación. (Lea: Aguacero más fuerte de los últimos 30 años afectó agro de Huila)
 
Manifestó que la zona desde donde empezó todo no es pecuaria y aclaró que las ganaderías se encuentran en el bajo Putumayo.
 
No es justo que culpen a la ganadería o a la agricultura por la avalancha”, remató.