La gran odisea de comercializar ganado en Colombia

Por: 
Diego Castrillón Franco
11 de Marzo 2013
compartir
Marcaje de ganado
El marcaje de ganado es requisito obligatorio obtener la guía de movilización requerida por el ICA. Foto: Cortesía Mauricio Niño.
Para los dueños del ganado, desde que el trámite de las guías de movilización pasó a manos del Instituto Colombiano Agropecuario, ICA, los inconvenientes han ido en aumento y las facilidades son cada vez más escasas.

La guía sanitaria de movilización es un documento que deben presentar las personas naturales o jurídicas que deseen transportar animales a lo largo y ancho del territorio nacional, sin importar el destino final de las reses. Sin embargo, el documento no tiene en cuenta las diversas situaciones que necesitan sortear los ganaderos que se dedican a la comercialización, razón por la cual, las quejas en torno a las guías están a la orden del día. (Al unísono, gremio ganadero rechaza acusaciones sobre nexos con contrabando)
 
El documento debe ser tramitado directamente en la oficina del ICA, donde se deben adjuntar una serie de papeles, como cuál será el vehículo en el que se van a transportar los animales, el nombre del conductor, la solicitud expresa al Instituto, así como el pago del valor de la guía que es de $6.000, además de todo esto, es necesario cumplir con los estándares que son exigidos para el transporte de animales, como el registro de la vacunación y demás.
 
Esta serie de trámites deben ser cumplidos al pie de la letra. Además es desgastante para los ganaderos y en vez de facilitar el procedimiento, hace de la comercialización o la simple movilización de finca a finca, toda una odisea.
 
Para Mauricio Niño, ganadero del Meta, desde que la movilización pasó de Fedegán a manos del ICA, los cambios implementados han sido traumáticos para los dueños de los animales, debido a que ya venían acostumbrados y conocían cómo era el proceso a través de la Federación, pero ahora que está bajo la administración del Instituto, impera el caos y un gran desconocimiento por parte de los funcionarios de esta entidades, en torno a las necesidades que tienen día a día los propietarios del ganado.
 
“Este es un negocio dinámico y cambiante. Nosotros no sabemos si necesitamos movilizar animales de un día para otro o en las próximas horas, pero con la cantidad de trámites que debemos hacer en el ICA, el trabajo no se hace tan fácil”, aseguró el ganadero metense. (Inconformidad por expedición de guías sanitarias en Florencia)
 
A esta posición se sumó Guillermo Villar, un ganadero de Magdalena, que también sufre con las decisiones que ha impuesto el Instituto Colombiano Agropecuario en materia de movilización de ganado. Para Villar, el procedimiento debería ser automático y así no se generan traumatismos. 
 
“Para mí sería mejor que esto fuera automático, que ellos tuvieran un sistema donde uno les dijera que cierta cantidad de ganado de mi finca, va para un predio y que ellos supieran cuánto ganado hay, si están vacunados, de qué predio son y así todo es más sencillo”, manifestó el ganadero de Magdalena.
 
Uno de los grandes inconvenientes, según lo mencionaron los dos ganaderos, es el hecho que las guías sanitarias, no tengan en cuenta situaciones del azar. Según narró Mauricio Niño, “muchas veces los negocios de ganado no se concretan y para que los animales vuelvan a la finca, hay que tramitar otro documento, porque solo expiden uno por viaje, y eso nos hace perder mucho tiempo”.
 
Este tipo de situaciones se presentan a diario y son las que más critican los ganaderos, quienes piden que la entidad sea consiente de la actividad ganadera como lo fue en su momento Fedegán, que comprendió que el azar muchas veces le presenta adversidades a los productores.
 
¿Qué soluciones plantean los dueños del ganado?
Ante la cantidad de dificultades que han encontrado los ganaderos, la propuesta busca soluciones estructurales, donde les sea más sencillo movilizar animales, sin tener que recurrir a tantos documentos, como ocurre en la actualidad.
 
Además de la propuesta de sistematización, hecha por Guillermo Villar, para Mauricio Niño es fundamental la unificación de las bases de datos, donde haya un registro único del ganado y predios, para que sea mucho más fácil consultar datos y así todo se pueda publicar y encontrar de forma sistematizada. (Quejas en Córdoba por expedición de guías sanitarias)
 
“Es necesario que se socialicen los cambios con los directos afectados. Muchos ganaderos aún no conocen los pasos que estableció el ICA, por eso es necesario que los cambios que se hagan no vayan a ser más traumáticos que el trámite actual”, manifestó Niño.
 
No obstante, para los ganaderos es necesario que así como la entidad es tan exigente con los documentos de movilización, sean también muy rigurosos a la hora de los controles, pues como reza el adagio popular: “hecha la ley, hecha la trampa”.