Los servicios de Claro abarcan el 99% de los municipios del país

Por: 
Julián Pérez Mujica
25 de Abril 2013
compartir
Santiago Pardo Claro
Pardo aseguró que Claro busca brindar sus servicios a los clientes de la mejor manera. Foto: CONtexto ganadero.
CONtexto ganadero habló con Santiago Pardo, vicepresidente de asuntos corporativos de Claro, la compañía líder en el mercado de las telecomunicaciones, no solo en Colombia sino a nivel regional.
 
Pardo nos comentó cómo se encuentra la compañía dentro de la ruralidad colombiana,  su visión de la responsabilidad de tipo social que se adelanta a través de las distintas iniciativas en las que se involucra la compañía y sobre la participación que tuvieron donando 67 ‘vacas por la paz’, algo que él considera un aporte para mejorar las condiciones de desarrollo del país .
 
CG: Con un portafolio de productos tan consolidado en el mercado como el que maneja Claro hoy en día, ¿cómo está la compañía a nivel regional?
 
SP: A nivel regional somos un operador con presencia en más de 18 países en Latinoamérica, prestamos servicios de telefonía móvil, de acceso a Internet y en algunos prestamos también el de televisión por suscripción.
 
Tenemos, dependiendo del país y de la operación portafolios integrados de producto. En el caso particular de Colombia prestamos todos los servicios que recién enuncié al amparo de una marca única que es Claro. (Lea: La tecnología se convierte en aliada de la ganadería colombiana)
 
La compañía en Colombia ha hecho un gran esfuerzo por expandir su cobertura a todo el territorio nacional y hoy con mucho orgullo podemos decir que estamos en más del 99% de los municipios del territorio nacional, prestando servicios de comunicación, de hecho en muchos de ellos somos la única alternativa que tienen los vecinos.
 
CG: ¿Cómo ha hecho Claro para poder llegar a esos mercados que por su ubicación geográfica y por su cultura estaban habituados a la oferta nacional?
 
SP: La compañía tradicionalmente inició su operación con el despliegue de servicios móviles, tomó la decisión estratégica de llevar servicios de buena calidad a precios accesibles a la mayor cantidad de habitantes del territorio nacional. En su momento fue una apuesta muy arriesgada, porque sus competidores consideraban que la operación debía concentrarse en las ciudades, en los centros urbanos, segmentos poblacionales de alta capacidad adquisitiva.
 
La compañía toma en ese momento la decisión de que la línea estratégica era extender el servicio a todo el territorio, para así poderle dar servicio a la mayor cantidad de personas.
 
Desarrollamos una estrategia de cubrimiento nacional que nos permitió cubrirlo en su totalidad llegando con nuestro productos en modalidades en pospago y en prepago. Hoy en día estamos en 1.113 municipios del país, tenemos la base de usuarios más grande y eso no es casual; para ello tuvimos que cubrir y poner antenas a lo largo y ancho del territorio nacional.
 
Otras compañías tomaron decisiones distintas y se enfocaron en otros nichos distintos de mercado.
 
A nosotros, el estar en tantos rincones de Colombia nos ha permitido conocer el comportamiento de consumo de las distintas clases y culturas existentes en el país, entonces tenemos una clara percepción de cuales son las preferencias de las distintas regiones y tratamos de acomodarnos a cada una de ellas. Somos la compañía con mayor cubrimiento de zonas rurales del país.
 
CG: Y el campo colombiano, ¿cómo llegarle a ese mercado?
 
SP: Yo creo que las barreras de adopción del servicio han disminuido con el tiempo, tenemos más bien desafíos de despliegue. Colombia es un país con una geografía muy particular y llevar redes entre tantas cordilleras, tantas montañas, zonas selváticas y tantas otras de difícil acceso no es fácil.
 
Nuestra gente del área técnica ha asumido este desafío con muchísima valentía. Hoy en día tenemos innumerables ejemplos de antenas que quedan en lugares inimaginables y prestan servicios a comunidades que de otra manera no tendrían otra alternativa de comunicación.
 
Se ha dado el caso de llevar muchas antenas a lomo de mula, esto porque no existe otra opción de llegar al sitio y dándoles energía con cetros electrógenos de energía porque no hay sistema público de energía. (Lea: Tecnología de rayos X, útil y necesaria en la industria cárnica)
 
Ese es uno de nuestros grandes desafíos y considero que poco a poco lo hemos ido sacando adelante. Tenemos también retos puntuales que sobreponer de orden público, con respecto a la energía eléctrica y otros detalles que hemos venido minimizando para poder prestar nuestro servicio a los clientes de la mejor manera.
 
Claro y su responsabilidad social con el país
 
CG: Claro donó en la pasada cena de ‘una vaca por la paz’ 67 animales, ¿a qué regiones del país las destinaron y con qué criterio?
 
SP: Las vacas se destinaron a 2 regiones limítrofes como lo son Guajira y Nariño. Quisimos elegir 2 departamentos alejados, zonas apartadas, que de alguna manera coinciden mucho con nuestra estrategia de llevar nuestros servicios a todos los rincones del país. Esa convicción incidió sin duda en la elección de esos 2 departamentos.
 
El tercer departamento es Córdoba, un lugar con mucha tradición ganadera, en donde también creemos que el aporte va a ser bien recibido por las familias beneficiarias.
 
Santiago Pardo, vicepresidente de Asuntos Corporativos de Claro en Colombia
 
CG: ¿Qué llevo a Claro a involucrarse en esta campaña que adelantó Fundagán de ‘una vaca por la paz’?
 
SP: Creo que el elemento más importante es que filosóficamente la campaña está muy alineada con la cultura de la organización, en Claro creemos que la mejor manera de contribuir es trabajando, siendo productivos y por ello el símbolo de entregar un activo productivo a una familia para ayudarle a mejorar su situación, no solamente es un aporte, sino que lleva consigo una enseñanza muy importante.
 
No basta con entregar algo, sino que en este caso entregamos un tangible que demanda disciplina, entrega, participación; que de alguna manera va a aglutinar una familia para cuidar un recurso, explotarlo, sacarle provecho; por eso esta es una decisión muy afín con la cultura de la organización.
 
CG: ¿En qué otro tipo de campañas participa Claro y cuál es el criterio para definir su participación en ellas?
 
SP: La organización apoya muchos proyectos, por ejemplo estamos con el Gobierno en el tema de hogares digitales, liderado por el MinTic, que pretender darle acceso a Internet a hogares en estratos bajos. La compañía ha brindado su apoyo para que eso sea una realidad en más de 77 mil hogares.
 
Como parte del grupo América Móvil apoyamos muchísimo a fundaciones que entregan sillas de ruedas a personas con discapacidad. Estas sillas están especialmente diseñadas para desplazarse en zonas rurales. (Lea: Cesar prepara Centro de Ciencia y Tecnología para temas ganaderos)
 
También apoyamos varias iniciativas de educación y finalmente también tenemos un gran compromiso con el deporte y auspiciamos el torneo de fútbol amateur más importante que se realiza en el país, que es la ‘Copa Claro’, porque creemos que generar espacios de deporte y entretenimiento sano para la juventud del país es un aporte con el que se cosechan resultados hacia el futuro.
 
CG: Por todo eso que usted dice, ¿podemos afirmar que la ruralidad es una apuesta fuerte dentro de la compañía?
 
SP: Es cierto, y hace total sentido con nuestra percepción de que el país es toda la geografía y no solo ciertas partes del territorio, por eso nosotros incluso elegimos esos 2 departamentos que están en extremos, para ser consecuentes de abarcar Colombia a lo largo y ancho.
 
CG: ¿Qué les hace falta para estar más involucrados con la ruralidad colombiana a nivel compañía, teniendo como prioridad la responsabilidad social?
 
SP: Estamos comprometidos con llevar todos nuestros servicios a todo el territorio nacional y los desarrollos y las mejoras que en cada uno de ellos tengamos.
 
No solo hemos llevado los servicios comunes de comunicación telefónica, también estamos llevando internet a todos los rincones del país con la convicción de que al final del día nuestras redes debes estar en todo el territorio. Lo mismo haremos en la medida que sigamos obteniendo autorizaciones para seguir ofreciendo más servicios.
 
CG: Estará Claro presente en la próxima cena de ‘Una vaca por la paz’?
 
SP: Necesitamos que nos inviten, nada más
 
CG: Envíele un mensaje a aquellos que fueron beneficiados por ‘las vacas por la paz’ donadas por Claro
 
SP: Reciban de nuestra parte este aporte como un aporte productivo para desarrollar toda una cultura de producción y compromiso, por aprovechar las oportunidades de desarrollo que el país se está encargando de generar. (Lea: Se fortalece el Fondo para promover ciencia, tecnología e innovación en el país
 
El compromiso nuestro no es simplemente desarrollar compromisos estériles, resolver problemas puntuales o transitorios, sino hacer aportes que permitan mejorar las condiciones de desarrollo del país. Se debe tomar y explotarlo como una oportunidad.