3 métodos de sujeción de los bovinos

Por: 
CONtexto Ganadero
20 de Febrero 2017
compartir
sujeción de bovinos,  métodos de sujeción de bovinos, manejo animal, bretes para bovinos, tranquilizantes para bovinos, bienestar animal, CONtexto ganadero
Los procesos que se utilizan para sujetar o manejar de manera más cómoda a los bovinos, buscan que estos no se lastimen o lesionen. Foto: Youtube.com TVAgro TVGan.
Existen diferentes métodos de sujeción que se realizan para impedir o limitar los movimientos instintivos de defensa que tienen los bovinos. Estos tienen como objetivo preservar la seguridad del vaquero o médico veterinario.
 
Los procesos que se utilizan para sujetar o manejar de manera más cómoda a los bovinos, también buscan que estos no se lastimen o lesionen. Existen 3 tipos: simples, físicos y químicos.
 
Simples
 
Felipe Aristizábal, médico veterinario-zootecnista y especialista en producción láctea explicó que el método de sujeción que se va a implementar en la finca dependen del sistema de producción.  (Lea: Claves para el adecuado manejo de reses en el corral)
 
"No es lo mismo manejar los animales de una lechería especializada en el trópico alto, que aquellos que se encuentran en un sistema de cría en el Magdalena Medio o en la Costa Atlántica pues su temperamento es muy diferente", sostuvo.
 
Los métodos de sujeción simples son aquellos en los que se utilizan solo las manos y un poco de fuerza
 
Si bien hay animales que superan en peso a las personas que están encargadas de su manejo, hay técnicas sencillas que permiten que el animal se quede quieto como por ejemplo agarrándole el tabique, y torciéndole levemente el cuello. 
 
Físicos
 
Aristizábal explicó que existen otros métodos que son físicos en los que se utilizan algunos accesorios o herramientas para controlar los animales. (Lea: 5 factores que alteran el comportamiento de las vacas)
 
Indicó que algunas personas optan por usar cuerdas o lazos para amarrar las res con el objetivo de revisarla, curarla o hacerle algún tipo de tratamiento.  
 
Por su parte Alberto González, médico veterinario, expuso que en las razas Bos Taurus se utilizan mucho las narigueras fijas en los toros, las cuales sirven para controlar animales de gran tamaño o con algún tipo de comportamiento agresivo.
 
En las razas cebuínas, muy rara vez se utiliza esta práctica pues tienden a ser de un temperamento más calmado. En algunos casos estas narigueras son de cobre o acero y van ubicadas dentro de la nariz, sin perforar el tabique.
 
"La persona que maneja al toro tomándolo de esta parte no puede estar haciéndolo todo el tiempo y aplicándole mucha fuerza. Hoy en día, en Colombia los procesos para amansar a los animales son muy buenos, entonces en muchos casos solo se les coloca el aro por seguridad", comentó. (Lea: Bienestar animal, clave para lograr rentabilidad en la ganadería)
 
De acuerdo con el experto, en algunas fincas se utiliza una nariguera en forma de pinza, que no perfora solo ejerce una presión y que sirve para sostener al animal y darle algún medicamento o hacer algún tipo de manejo temporal.
 
El especialista en producción láctea dijo que el brete es quizás una de las herramientas más útiles en la finca.  
 
"Es un elemento especial que generalmente está dentro del corral o al final del embudo. Es un dispositivo mecánico con palancas y con una guillotina, fantástico para el manejo de animales", aseveró. 
 
Apuntó que estos son de gran utilidad a la hora de realizar una inseminación artificial, una palpación, marcar, chapetear, entre otros. 
 
Según él, el brete no solo permite salvaguardar la integridad del operario o la persona que está manejando el animal, sino la del bovino
 
Químicos
 
El médico veterinario-zootecnista señaló que para este tipo de métodos se utilizan tranquilizantes o anestésicos
 
"Esto se utiliza principalmente cuando se requiere realizar algún tipo de intervención quirúrgica y es necesario inducir la pérdida de la sensibilidad o la conciencia por determinado tiempo", comentó. (Lea: Uso correcto de algunos utensilios para el manejo bovino)
 
Las dosis químicas solo pueden ser aplicadas por personas expertas en la materia pues la cantidad dependerá del peso del animal y de la raza. 
 
Antes de implementar cualquier método de sujeción, los expertos recomiendan conocer y analizar el comportamiento y el temperamento de los bovinos, los cuáles en la mayoría de los casos están relacionados con el tipo de raza, la crianza y el clima.