Identifique los riesgos antes de introducir una raza alternativa en su finca

Por: 
CONtexto ganadero
21 de Febrero 2020
compartir
Riesgos introducir nueva raza, adaptar nueva raza, adaptar vacas, movilizar bovinos, movilizar ganado, nueva raza, raza local, introducir una raza alternativa en la finca, llegada de bovinos, arribo de bovinos, transporte de bovinos, cuidados a la hora de cambiar el ganado de predio, manejo ganado, desembarque ganado, manejo de bovinos, ganadería, ganadería Colombia, CONtexto ganadero, ganaderos Colombia, noticias ganaderas Colombia
El Angus rojo es una raza europea que se puede introducir en clima cálido. Foto: Panorama Agropecuario

Antes de ingresar un ganado foráneo al predio, bien sea un ejemplar para ensayar su rendimiento o para cruzar con su actual ganado, usted debe planificar de forma detallada la gestión de riesgos asociados cuando se implementa un nuevo tipo de animal.

 

De acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), el productor debe manejar los riesgos relacionados con la introducción de una raza alternativa, así como las incertidumbres en cuanto a su rendimiento.

 

El documento “Estrategias de mejora genética para la gestión sostenible de los recursos zoogenéticos” señaló que se debe distinguir entre los animales locales y los introducidos. (Lea: Recomendaciones a la hora de aclimatar al ganado bovino)

 

Para las razas locales, el mayor riesgo son las enfermedades asociadas con los animales nuevos, por lo cual se deben aplicar las normas veterinarias para prevenir los contagios. Por este motivo es importante hacer un estudio de factibilidad antes del traslado.

 

Esta tarea la debe realizar un responsable de políticas que documente los riesgos en el plan de gestión. Por ejemplo, un segundo factor sería el cruzamiento incontrolado entre ejemplares, lo cual podría debilitar la integridad genética.

 

No obstante, la raza introducida, bien sea por medio de animales vivos o embriones, es la que tiene el mayor riesgo, por ser la menos adaptada al medio local. (Lea: ¿Qué decisiones debe tomar para un programa de mejoramiento genético con cruces?)

 

 

Riesgo por enfermedades

 

Para el manejo de los riesgos por enfermedad, se requiere de la ayuda de un profesional en veterinaria. Algunos métodos que se aplican para minimizar estos factores incluyen la vacunación o el aislamiento de los ejemplares nuevos de los locales.

 

 

Riesgos climáticos

 

Es posible que los semovientes recién ingresados necesiten un refugio más elaborado del que normalmente es provisto a los del sistema de producción local. De igual manera, pueden ser susceptibles a problemas como temperatura, sequía, humedad, entre otros.

 

 

Riesgos nutricionales

 

También es necesario adaptar las prácticas de alimentación para cubrir las necesidades nutricionales de la raza introducida, para lo cual se deben consultar expertos en nutrición de la zona. (Informe: ¿Qué tipo de raza bovina debería tener de acuerdo al piso térmico?)

 

 

Aspectos de bienestar animal

 

Si se introducen animales a un área en que las condiciones difieren mucho de las que están acostumbrados, los animales sufrirán estrés y no tendrán un buen rendimiento. Usted debe aplicar todas las medidas necesarias para reducir los riegos que puedan incidir en la performance de la nueva raza en relación a la local.