Así se preparan algunos departamentos para enfrentar La Niña

Por: 
CONtexto Ganadero
20 de Mayo 2016
compartir
Fenómeno de La Niña Colombia
Con la implementación de los planes de contingencia, los departamentos estarán mejor preparados frente al fenómeno. Foto: Colombia Humanitaria.
Colombia vivió el peor de los inviernos de su historia entre 2010 y 2011. Inundaciones, derrumbes, ruptura de canales y hasta la desaparición de un municipio, fue lo que dejó aquella temporada de lluvias. Para que esos hechos no se repitan, las zonas más afectadas organizan planes de prevención.
 
Los años 2010 y 2011 quedarán grabados para siempre en la memoria de miles de colombianos. En ese momento se presentó uno de los fenómenos de La Niña más intensos de los que se tenga recuerdo en el país.
 
El saldo fue lamentable: millones de habitantes perjudicados por las lluvias, carreteras destruidas; cultivos y ganado bajo el agua, e incluso un municipio (Gramalote en Norte de Santander) tuvo que ser trasladado por una falla geológica. (Lea: Director del Ideam dice que este año no habrá fenómeno de La Niña)
 
Según los datos recogidos por el Departamento Administrativo Nacional de Estadística, Dane, las zonas más afectadas por aquel temporal fueron Casanare (323 mil 037 hectáreas), Bolívar (319 mil 525), Córdoba (142 mil 691), Magdalena (134 mil 924) y Santander (99 mil 964).
 
Ante el inicio de la temporada invernal este año y la posibilidad de que se presente un nuevo fenómeno de La Niña, este diario consultó en algunos de los departamentos que resultaron gravemente afectados por las lluvias por los planes preventivos de cara a posibles anegaciones.
 
El sector ganadero tuvo considerables pérdidas durante la pasada ola invernal de 2010 y 2011. Foto: CONtexto ganadero. 
 
En Casanare, por ejemplo, desde el Consejo Departamental de Gestión del Riesgo de Desastres se vienen adelantando obras en aquellos puntos críticos que previamente fueron identificados por los concejos municipales especializados en esa materia, así lo confirmó Leonardo Barón Pulido, coordinador del CDGRD en esa zona de la Orinoquía. (Lea: 4 pasos para realizar la transición de El Niño a La Niña)
 
Agregó que se viene usando la maquinaria que posee el departamento para intervenir aquellas zonas vulnerables. Indicó que Casanare actualmente está bajo alerta naranja en aras de reaccionar rápidamente ante cualquier crisis que se presente.
 
También estamos adelantando reforestación en algunas zonas de protección en los municipios de San Luis de Palenque y Trinidad, poblaciones sensibles a inundaciones. Sin embargo, requerimos recursos para implementar otras obras en Yopal que ascienden a los $30 mil millones”, detalló el funcionario.
 
En el caso de Córdoba, Fabián Lora Méndez, coordinador del Consejo Departamental de Gestión del Riesgo de Desastres, aseveró que la semana pasada se reunieron todos los integrantes de la unidad para mirar de qué forma se podía afrontar la situación climática en cabeza de la Gobernación. (Lea: Suelos afectados por incendios no tienen capacidad para afrontar La Niña)
 
Reseñó que ya hay unos planes establecidos a los que se vincularon entidades como la Corporación Autónoma Regional de los valles del Sinú y del San Jorge, CVS; los organismos de servicios públicos y socorro, así como algunas secretarías de gobierno de la zona.
 
Esos planes se deben articular con lo que presenten los municipios, planes de contingencia que fueron solicitados hace más de 15 días y deben estar actualizados. Con esa información nos vamos a reunir y evaluar los puntos críticos para prevenir cualquier tipo de emergencia. Ya sabemos que hay una probabilidad de un 76 % de que se presente La Niña, por eso debemos atender prontamente los 138 lugares con riesgo que tiene el departamento”, expresó Lora Méndez.
 
Por su parte, Ramón Ramírez, encargado del CDGRD para Santander, reveló algunas de las acciones que viene adelantando la entidad en el departamento, todas encaminadas a que no se vaya a repetir la tragedia que vivió la zona por cuenta del invierno de 2010 y 2011.
 
Destacó que los consejos de la gestión del riesgo ubicados en cada municipio han dado a conocer aquellas zonas que tienen puntos críticos, lo que ha permitido que se desarrollen planes de mitigación. (Lea: Fenómeno de El Niño se extenderá hasta junio de 2016)
 
“Tenemos afectación en las vías secundarias del departamento. Para atender esa situación la Secretaría de Infraestructura con la Unidad de Gestión del Riesgo han considerado, de acuerdo a los lineamientos del gobernador, disponer de sus bancos de maquinaria con 35 combos para sendos municipios. Con esos equipos se vienen arreglando taludes y carreteras, limpiando quebradas y sedimentos que dejó el verano en los diversos afluentes de la región, para evitar que esa acumulación de tierra genere desastres”, ahondó el funcionario.
 
Ramírez aseveró que aún están esperando los proyectos que deben entregar las diversas Alcaldías locales, para revisar las prioridades y atender aquellas zonas que históricamente son susceptibles de inundaciones o emergencias viales.
 

¿Su departamento ya está adelantando planes de contingencia de cara al fenómeno de La Niña?, cuéntenos a través de nuestra cuenta de twitter @ContGanadero