Bancos forrajeros en la Orinoquía, una planeación autosostenible

Por: 
CONtexto Ganadero
27 de Enero 2014
compartir
Bancos forrajeros en Colombia
Más de 80 productores pecuarios recibieron este curso para mejorar el rendimiento de sus hatos. Foto: Corporinoquía.
A través de un taller dirigido a 83 productores bovinos de los municipios de Tauramena, Aguazul y Yopal, se busca la promoción e impulso de buenas prácticas ambientales en los predios ganaderos de la región.
 
El pasado sábado, 25 de enero, la Corporación Autónoma Regional de la Orinoquía, Corporinoquía, y la Fundación Ecovida, realizaron un taller dentro de su programa de ‘Ordenamiento Predial’, el cual llevaba el propósito de enseñarles a los ganaderos los beneficios de utilizar bancos forrajeros en sus hatos vacunos.
 
Con este taller, se buscaba que los más de 80 productores ganaderos de los municipios de Tauramena, Aguazul y Yopal, contaran con las bases conceptuales sobre la importancia de la planeación ambiental en los hatos y la planeación ambiental predial como una base fundamental para asegurar los servicios ecosistémicos y la sostenibilidad de los sistema productivos. (Lea: Informe: Bancos Mixtos de Forraje una respuesta a la ganadería sostenible)
 
Martha Plazas Roa, directora general de Corporinoquía, explica que además del aprendizaje, el taller tenía como meta promover el concepto de manejo integral de cuencas hidrográficas a los productores vinculados al proyecto y las consideraciones ambientales para la reconversión ganadera.
 
Los sistemas silvopastoriles a implementarse en nuestra región, combinan cercas vivas y bancos de forraje, utilizando estratégicamente los árboles en la alimentación de la ganadería y buscan darle rentabilidad al ganadero a corto, mediano y largo plazo”, explica Plazas Roa.
 
Asimismo, la directora de la Corporación explicó que por medio de estos métodos, amigables con el medio ambiente, se logra un mejor aprovechamiento de los terrenos, una mayor producción de forraje y un aumento ostensible en la capacidad de animales por hectárea, contrario a la ganadería extensiva que genera deforestación para ampliar zonas de pastos.
 
Por su parte, Carlos Mauricio Estepa, gerente de la Fundación Ecovida, informó que durante el taller se realizaron actividades grupales en donde se contemplaron dos escenarios: deforestación y respeto por el ecosistema. (Lea: Bancos mixtos de forraje, tema central en día de campo en Cauca)
 
En el primero de ellos, era evidente el  desequilibrio ambiental asociado a la deforestación y la falta de planificación, el cual convirtió el paisaje en un territorio vulnerable a causa de la erosión. El segundo, escenario fue donde se respetaron los bosques de alta montaña, corredores biológicos y fuentes hídricas”, añadió Estepa.
 
Por su parte, Hugoberto Huertas Ramirez, profesional en Gestión de Proyectos Estratégicos de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, en Yopal, señaló que esta iniciativa es pertinente para el mejoramiento de dicha zona del país.   
 
Es una necesidad que se implementen sistemas amigables con el medio ambiente en esta región, donde abunda el ganado doble propósito”, añadió el funcionario del gremio bovino
 
De esta forma, y gracias al conocimiento entregado, se espera que los productores bovinos realicen su respectiva ordenación predial-ambiental dentro de sus fincas, con la meta que sean identificadas las áreas prioritarias de cada espacio y, de esta forma, delimitar las zonas de producción, restauración o conservación, con el objetivo de que sus territorios sean sostenibles.