“El abigeato es el gran culpable del sacrificio clandestino”: Torrijos

Por: 
CONtexto Ganadero
06 de Noviembre 2013
compartir
Rafael Torrijos
Rafael Torrijos, gerente del Comité Departamental de Ganaderos del Caquetá. Foto: CONtexto Ganadero.
Para el gerente del Comité Departamental de Ganaderos del Caquetá, Rafael Torrijos, el hurto de animales conduce al sacrificio ilegal de los mismos.
 
Tanto el abigeato como el sacrificio clandestino de reses han afectado al sector ganadero caqueteño, que sí realiza el beneficio animal en plantas legalizadas cumpliendo a cabalidad todos los requisitos sanitarios. (Lea: Sigue sin freno el sacrificio ilegal en el país)
 
Rafael Torrijos, que también hace parte de la Junta Directiva de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, aseguró que las personas dedicadas a robar ganado, sacrificarlo y vender la carne en diferentes mercados no integran el sector productivo de la región. Se trata de delincuentes que ponen en riesgo la salud de quienes adquieren posteriormente el producto.
 
“Por ejemplo, durante el Paro Agrario, la Compañía de Feria y Mataderos del Caquetá, Cofema, estuvo cerrada y no se pudo sacrificar nada, pero los expendios estaban llenos de carne, entonces, ¿quiénes son los responsables? La respuesta es sencilla, son terceros que están en la cadena”, afirmó Torrijos. (Lea: Abigeato tiene azotado al departamento de Arauca)
 
El máximo representante de los ganaderos caqueteños aseguró que hay "ladrones", que vienen perjudicando en especial a los productores que tienen finca a orillas de las carreteras, porque llegan hasta el lugar a robar las cabezas de ganado y luego las sacrifican ahí mismo.
 
“La historia es así: llegan a las fincas ubicadas en La Montañita y Morelia, que son municipios cercanos, se roban el ganado, lo benefician en cualquier potrero del predio y se llevan las canales en cualquier carro y las venden. Por lo que el abigeato es el gran culpable del sacrificio clandestino”, recalcó Rafael Torrijos. (Lea: La sombra del abigeato toma fuerza en zona rural de Cesar)
 
El Gerente del Comité Departamental de Ganaderos afirmó que ya se han hecho varias reuniones con la Policía, la Gobernación, el Instituto Colombiano Agropecuario, ICA, para definir acciones que permitan contrarrestar el problema que perjudica a los productores bovinos de esta zona del país.
 
“Lo primero que hicimos fue establecer la unidad en las guías de movilización, porque se estaban expidiendo en las diversas alcaldías, lo que generaba desorden y confusión. Además hemos hecho campañas de sensibilización con los ganaderos, para que denuncien, y así las autoridades saben qué es lo que ocurre y adelantan las investigaciones pertinentes”, remató Rafael Torrijos. (Lea: Policía y ganaderos, un trabajo conjunto contra la extorsión y el abigeato)
 
La situación que se viene presentando en Caquetá también se ha denunciado en otras regiones del país, donde los productores le piden a la Policía aumentar la vigilancia para evitar hurtos y sacrificios clandestinos, delitos que afectan sensiblemente la ganadería colombiana.