El cuidado reproductivo, eje central del día sanitario en Santander

Por: 
CONtexto ganadero
14 de Marzo 2013
compartir
Vacunación en bovinos.
Estas jornadas se llevarán a cabo en los 30 municipios del departamento durante el año. Foto: CONtexto Ganadero.
En el municipio de Málaga, 60 ganaderos hicieron parte de esta jornada que busca inculcar en el productor la importancia del manejo parasitario y productivo de los bovinos.
 
Bajo el lema de mejorar la productividad bovina a través del cuidado reproductivo y parasitario, la Coordinación y el Programa de Salud Animal de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, se han trazado el propósito de orientar sobre los cuidados que deben tener los productores con su hato. Todo esto, a través de capacitaciones en el marco de lo que han llamado 'los días sanitarios'. (Lea ‘Jornada sanitaria en Casanare busca prevenir enfermedades bovinas’)
 
“Es importante que ellos asistan a este tipo de actividades para que conozcan el cuidado que se les debe brindar a los animales en temas sanitarios, por eso lo que busca Fedegán es mejorar la parte parasitaria y reproductiva”, aseguró Esther Prince, profesional en Gestión Productiva y Salud Animal de Fedegán.
 
Por su parte Ricardo Moreno, médico veterinario de la Universidad de La Salle, señaló las pautas que los ganaderos deben tener en cuenta para aumentar la eficiencia reproductiva de las vacas.
 
“Les enseñamos la importancia de llevar cuentas de los días en los que las vacas no están preñadas, que deben ser máximo 105 días, si al pasar ese tiempo el animal no puede concebir, entonces puede tener problemas parasitarios, es lo que se conoce como días abiertos”, comentó Moreno.
 
Si no hay reproducción, no hay producción
Para Freddy Hernández, asistente al día sanitario, la forma en la que se lleva a cabo la ganadería debería ser más práctica, ya que si no hay un control de parásitos y enfermedades, la productividad del hato no será la más deseada. (Lea ‘Ganaderos de Chinú se capacitan para enfrentar enfermedades bovinas’)
 
Hay que tener en constante monitoreo la salud de los animales para que no vayan a adquirir algún virus de alto riego contagioso, porque no sólo de la alimentación depende la productividad”, explicó el productor de Santander.