Los bosques en Guaviare tienden a desaparecer

Por: 
CONtexto Ganadero
12 de Marzo 2014
compartir
Deforestación en Guaviare
En los últimos años, la selva amazónica del Guaviare ha perdido 220 mil hectáreas por cuenta de la deforestación. Foto: Ideam.
La deforestación indiscriminada que tiene lugar en esta región del país genera preocupación. Una investigación da a conocer los aspectos que están acabando con los árboles en Guaviare.
 
Un estudio elaborado entre Liliana Dávalos, investigadora de la Universidad Stony Brook de Nueva York, y miembros de la Biological Conservation, determinó que los cultivos ilícitos, la construcción de carreteras e incluso la actividad ganadera tienen en grave riesgo el ecosistema de Guaviare y que la deforestación de la Amazonía colombiana es cada vez mayor. (Lea: Ganadería no es responsable única de la deforestación en Caquetá)
 
La investigación, que se llevó a cabo en una zona de 4.500 kilómetros cuadrados en la zona de San José y Calamar, en Guaviare, sostiene que la tasa de pérdida de bosque en esta región fue del 4.85%, siendo 6 veces mayor a la que se presenta en la selva amazónica que se encuentra en 0.81%.
 
“Durante este periodo aumentaron las cabezas de ganado, sugiriendo que los pastizales se han consolidado en la medida que ha habido mayor demanda de carne para los mercados locales del Guaviare y centros urbanos que se comunican. Los datos revelaron que los ingresos pecuarios se han desplomado en el Guaviare y que los precios de ganado en pie en Bogotá se han mantenido estables”, señaló la investigadora  a un diario regional, quien afirmó que no hay un indicio ni de un aumento de ingresos pecuarios ni de una expansión de la demanda. (Lea: Proyectan 0% de deforestación en Amazonas para 2020)
 
Andrés Zuluaga, coordinador del proyecto Ganadería Colombiana Sostenible, manifestó que culpar a la actividad pecuaria del daño ambiental que sufre esta zona del país, es tener una visión muy sesgada de lo que ocurre, ya que hay múltiples elementos causantes de más afectaciones y que necesitan control con el fin de proteger los bosques colombiano.
 
“La colonización, la construcción de carreteras, las grandes obras de infraestructura, la tala indiscriminada de árboles y hasta la misma agricultura extensiva, lesionan y causan graves daños, por lo cual es necesario revisar a fondo qué afecta más y qué ocasiona más daño en esta zona”, sostuvo el coordinador del proyecto, el cual es apoyado por la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán. (Lea: La deforestación mundial estará ante los ojos de todos)
 
El Instituto Amazónico de Investigaciones Científicas, Sinchi, reveló que desde 2002 hasta 2010, se perdieron más de 220 mil hectáreas de bosques, por lo que la entidad presentó un proyecto cercano a los $7.000 millones, que será financiado con recursos del Sistema General de Regalías, para la reducción de la degradación de la selva amazónica, además de identificar la oferta de bienes y servicios ambientales, fortalecer organizaciones y productores en procesos y emprendimientos adecuados, son otros de los alcances de los proyectos.
 
“Guaviare es el segundo departamento amazónico realmente comprometido con el tema ambiental y va en la ruta de contribuir con sus regalías a resolver un problema que amenaza la supervivencia de los ecosistémicos de la región”, remató Luz Marina Mantilla, directora de Sinchi. (Lea: Sistemas silvopastoriles en Amazonas, una alternativa sostenible del uso de la tierra)