Así está el mercado de la leche en Colombia

Por: 
CONtexto ganadero
25 de Abril 2019
compartir
Colombia, mercado lácteo en 2018, producción, precios, bonificaciones, mercado informal de la leche, comparación de precio pagado al productor en Colombia vs precio internacional, CONtexto gandero, noticias ganaderas Colombia, leche
Las bonificaciones voluntarias han registrado una reducción sustancial. Mientras que en el año 2016 el promedio de bonificaciones fue de $126 por litro, en 2018 tan solo alcanzó a $51 por litro, señala el Informe de Coyuntura de Fedegán-FNGFoto: Diario del Sur

Ante la falta de dinámica real del precio del litro de leche cruda registrada en los últimos años, la reacción de los ganaderos ha sido la de producir más con el fin de compensar el deterioro en su nivel de ingreso.

 

En efecto, en 2018 la producción de leche se incrementó 2,3% teniendo en cuenta las normales condiciones de clima registradas. Crecimiento, aunque moderado, terminó sumando 7.257 millones de litros, siendo el país el doceavo a nivel mundial en producción de leche cruda de origen vacuno. (Lea: Hechos destacados de la Coyuntura Ganadera)

 

El mayor volumen responde –de acuerdo con el reciente informe de Coyuntura ganadera, publicado por Fedegán-FNG–, a la reacción de los ganaderos de producir más con el fin de compensar el deterioro en su nivel de ingreso ante la falta de crecimiento real del precio del litro de leche cruda, registrada en los últimos.

 

Por su parte, las compras por parte de la industria (acopio formal) terminó el año 2018 con un alza en el acopio total de sólo un 1% respecto a 2017.

 

El canal informal

 

De ahí que resulte preocupante el gran volumen de leche que se comercializa por canales informales sin cumplir estándares mínimos de inocuidad e higienización, que puede ser poco más del 34% de la producción total luego de descontar el autoconsumo en finca y la elaboración de productos artesanales,

 

La comercialización en almacenes de bajo costo

 

En 2018 continuó la tendencia, inducida por los almacenes de bajo costo, de comercializar leche al público a menor precio, quitándole una importante tajada de mercado a las marcas tradicionales de leche, al punto que leches de similares calidades pueden tener diferenciales de precio superiores al 50%.

 

Precios pagados al productor

 

2018 terminó con un precio pagado al productor de $1.076 por litro. En términos nominales el litro de leche tan solo se incrementó $21 en promedio respecto a 2017, es decir 2%. Variación porcentual que está muy por debajo de la inflación registrada para el año anterior: 3,18%.

 

Tal situación indica que el precio real pagado al prOductor continuó con su deterioro estructural, y que ha sido más evidente desde 2012 cuando entró en operación el sistema de pago actual.

 

La caída de las bonificaciones

 

Las bonificaciones voluntarias han registrado una reducción sustancial. Mientras que en el año 2016 el promedio de bonificaciones fue de $126 por litro, en 2018 tan solo alcanzó a $51 por litro.

 

De acuerdo con el informe de Coyuntura ganadera 2019, las bonificaciones no están premiando la calidad de la leche, sino que se utiliza para captar más producto en caso de escasez –en cuyo caso sube la bonificación–. Lo contrario ocurre en caso de sobreproducción.

 

Precios pagados al productor en Colombia vs mercado internacional

 

Al comparar precios pagados al productor por litro de leche de manera internacional, la cotización en Colombia se encuentra entre el rango de los principales jugadores, con excepción de Uruguay, Argentina y México, que mantienen los precios más bajos por litro de leche, sin desconocer la influencia cambiara sobre su valoración en dólares.

 

La poca dinámica que ha tenido el precio interno ha venido equilibrándolo con el de otros países, incluso haciéndolo mucho más barato que el de países como Estados Unidos y la Unión Europea, esto aún si contemplar calidades.

 

Pero a pesar de mantenerse dentro del rango de precio promedio para el ramillete de jugadores, las exportaciones no tienen buena dinámica por temas de competitividad. La razón es que no depende tal eficiencia solo del sector productor, sino también del transportador, logístico y transportador, incluso del sistema laboral y tributario, señala el informe.