Estrategias para beneficiar financieramente a pequeños y medianos productores

Por: 
CONtexto ganadero
12 de Junio 2020
compartir
Colombia, política crediticia, créditos, pequeños y medianos productores, créditos para pequeños y medianos productores, entrega de créditos a personas sin experiencia en el sector financiero, tramitar solicitudes de crédito en pueblos y veredas del país, ministro de Agricultura y Desarrollo Rural, Rodolfo Zea Navarro, presidente del Banco Agrario, Francisco José Mejía, plan de choque, irrigación de créditos, inclusión financiera, COVID-19, créditos “preaprobados”, FAG, Ganadería, ganadería colombia, notici
Se busca facilitar la entrega de créditos a personas sin experiencia en el sector financiero a pequeños y medianos productores. Foto: MADR

Nueva política para la entrega de créditos a personas sin experiencia en el sector financiero; firma de convenios con las federaciones de productores; y la habilitación de más de 600 de corresponsales bancarios para tramitar solicitudes de crédito en pueblos y veredas del país. Fedegán apoya esta medida.

 

El gobierno nacional anunció un plan de choque que busca irrigar más créditos entre los pequeños y medianos productores del campo que demandan recursos para mantener activa la cadena de abastecimiento de alimentos del país. 

 

Rodolfo Zea Navarro, jefe de la cartera agropecuaria, indicó que “con el fin de garantizar la ampliación del crédito en los pequeños y medianos productores agropecuarios en la actual coyuntura, se han adoptado medidas que faciliten la entrega de créditos a personas sin experiencia en el sector financiero, a lo que se suma la firma de convenios con los gremios de productores y la habilitación de más de 600 de corresponsales bancarios para tramitar solicitudes de crédito en pueblos y veredas del país”.

 

Por su parte, al explicar el alcance y funcionalidad de las medidas adoptadas, el presidente del Banco Agrario, Francisco José Mejía, destacó los avances en innovación y digitalización de los servicios para llegarle de manera directa y expedita a los pequeños y medianos productores que constituyen la razón de ser de la entidad.

 

“Estamos innovando y adaptándonos a los requerimientos de estos tiempos, para garantizar que llegamos con los recursos financieros a los campesinos de las regiones apartadas de Colombia. También hemos reconvertido los procesos y consolidado la fuerza comercial de modo que ningún productor se quede sin alternativas de solución a sus problemas financieros”, anotó el directivo.

 

Plan de choque

 

Entre las medidas para garantizar la irrigación de los recursos financieros dispuestos por el Gobierno nacional en esta coyuntura generada por la COVID-19, se destaca la promoción de líneas de crédito, con tasas competitivas, dirigidas a jóvenes del sector rural con poca o ninguna experiencia en el sector financiero, pero con conocimientos en actividades agropecuarias o rurales.

 

De igual modo, el Banco Agrario ha sido habilitado para financiar a clientes que no han tenido créditos bancarios, y a los qué, teniendo experiencia crediticia, han registrado calificaciones de mayor riesgo o reportes adversos por pequeños saldos en mora en el sector financiero, sin que esto constituya una causal de negación. Para esto, se analiza la viabilidad del proyecto productivo y su capacidad de pago. Así, se busca garantizar el cubrimiento de segmentos marginados o con limitaciones para acceder a los recursos financieros.

 

Convenios con asociaciones de productores

 

Con esta medida el gobierno busca promover la bancarización y llevar crédito a los pequeños y medianos productores. Para tal efecto el Banco Agrario ha firmado un total de 29 convenios con igual número de gremios y empresas de apoyo al sector agrícola y pecuario, entre los que se cuentan Fedecacao, Fedepanela y Fedegán, a lo que se suma la implementación de estrategias comerciales para la irrigación de créditos a través de 58 organizaciones rurales. En desarrollo de esta estrategia, se han sostenido más de 120 reuniones virtuales con más de 9.000 productores, a quienes se les ha dado a conocer los beneficios de las líneas especiales de crédito con soluciones financieras hechas a la medida de cada sector.

 

Portal de referidos/Corresponsales Bancarios

 

Entre las medidas está la habilitación de más de 600 Corresponsales Bancarios para la recepción de solicitudes de crédito, especialmente en municipios PDET. A través de este mecanismo, el productor que requiere recursos financieros podrá elevar su solicitud para la obtención de créditos agropecuarios, con lo que estaremos multiplicando la capacidad de acceso a los servicios financieros de los campesinos en toda la ruralidad colombiana. Esta semana inicia el plan piloto con la habilitación de 70 corresponsales bancarios en igual número de municipios del país.

 

Finalmente, el ministro Zea Navarro puntualizó que vienen combinando elementos para garantizar la profundización del crédito en la ruralidad. Eso se evidencia que hoy, más de 1.100 asesores apoyados en tecnología, en conjunto con la habilitación de corresponsables bancarios, y la flexibilización de los requisitos para el acceso a los recursos financieros, permiten asegurar que van por el camino correcto en la irrigación de créditos a los pequeños y medianos productores. “El reto es mantener la liquidez en el campo a través de las líneas especiales de crédito, el apoyo a siembra y la extensión agropecuaria”, concluyó el jefe de la cartera agropecuaria.

 

Además de las medidas del plan de choque, el presidente del Banco Agrario destacó los mecanismos dispuestos para autogestión del crédito a través de www.bancoagrario.gov.co, la asignación de créditos “preaprobados” a clientes que ya han tenido créditos con el Banco Agrario, la aceptación de solicitudes de crédito de personas que tienen un estatus de “pendiente” en las centrales de riesgo y el incremento de las coberturas de la garantía FAG para pequeños y medianos productores, en las que la cobertura para el pequeño productor queda sin deducible al 80 % y la del mediano productor queda sin deducible al 60 %.