Según expertos, “el TLC con Estados Unidos nos fregó”

Por: 
CONtexto ganadero
27 de Octubre 2014
compartir
TLC Estados Unidos Colombia
Según la Anif, las exportaciones de 2014 podrían equivaler al 3,8 % del PIB. Foto: CONtexto ganadero.
El valor de las exportaciones que Colombia ha hecho a Estados Unidos ha disminuido, según la Anif. Varios expertos coinciden en que el problema se debe a la falta de políticas agropecuarias que beneficien a los productores colombianos.
 
El director de la Agencia Nacional de Instituciones Financieras, Anif, Sergio Clavijo, en su más reciente análisis sobre el Tratado de Libre Comercio que Colombia firmó con Estados Unidos, indicó que hay “un desfase en el cumplimiento de las metas de exportaciones hacia los Estados Unidos del orden del 60 %” y que “el arranque de la penetración exportadora (…) deja mucho qué desear”.
 
En síntesis, Clavijo explicó que antes de que entrara en vigencia el TLC con Estados Unidos, entre 2005 y 2012 el valor de las exportaciones de Colombia se habían triplicado, al pasar de USD$8.500 millones a USD$22 mil millones, “ello se explica fundamentalmente por el auge de exportaciones de commodities como el petróleo y el carbón, llegando a representar el 75 % de dicha canasta. Al finalizar 2012, ese total de exportaciones hacia los Estados Unidos representaban el 5,9 % de nuestro PIB”.
 
En ese mismo plano Alejandro Vélez, vicepresidente Técnico de la Sociedad de Agricultores de Colombia, SAC, dijo que a raíz de los precios económicos del petróleo, los patrones económicos se multiplicaron por 3. “El barril del petróleo estaba alrededor de los USD$33 en 2002, una vez cambia la política energética de Estados Unidos en 2005 el precio del producto sube a USD$100, eso jalona toda la economía mundial y eleva los precios de los productos”. (Lea: ¿Qué necesita un país para ser potencia en exportación de carne?)
 
Tras 21 meses, 15 rondas y 100 reuniones entre los equipos negociadores, finalmente se firmó el acuerdo en febrero de 2006. Cabe recordar que el TLC no entró en vigencia de inmediato porque el Senado de los Estados Unidos ratificaría el documento 5 años más tarde, en octubre de 2011. Fue así como empezó a regir en mayo de 2012.
 
Ahora bien, los resultados del valor de las exportaciones que Colombia empezó a hacer en el marco del TLC con EE.UU., según el director de la Anif, se evidenciaron desde 2013. “El total de las exportaciones hacia Estados Unidos ha venido declinando, hasta cerrar en unos USD$18 mil 500 millones en 2013 y seguramente en USD$14 mil millones en 2014”, por ello dichas comercializaciones podrían representar el 3,8 % del PIB en este año.
 
De acuerdo con Óscar Cubillos Pedraza, coordinador de la Oficina de Planeación de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, hay varias explicaciones de la disminución en el valor de las exportaciones desde Colombia hacia Estados Unidos, como la falta de políticas agropecuarias de Estado y la eliminación de los aranceles, lo cual hizo que el país americano incrementara sus comercializaciones.
 
“Antes ellos enviaban mucha mercancía con arancel, ahora envía más porque no lo hay, nosotros antes enviábamos algo con arancel y ahora mandamos lo mismo y sin arancel. No le hemos dado un crecimiento verdadero a otros sectores como el agropecuario, que frente al americano es marginal. Nos enfocamos en desmontar aranceles pero nunca en lo que tiene que ver con la generación de competitividad: no tenemos admisibilidad sanitaria, poseemos problemas fitosanitarios, laborales, entre otros, y seguimos igual. La gente creyó que desmontando aranceles íbamos a llegar más lejos y resulta que no. El TCL con Estados Unidos nos fregó”, aseguró el economista de Fedegán. (Lea: ICA e Invima: en deuda con admisibilidad cárnica para exportar)
 

Para Sergio Clavijo, es evidente que el letargo en adelantar eficientemente la llamada “agenda interna” entre 2002 y 2014 le pasa al país una abultada factura en materia de menor comercio internacional frente al esperado. Por ello, Vélez insiste en que se deben desarrollar políticas que protejan no solo a la industria nacional sino al sector agropecuario, porque aunque se exporte café, banano y flores “estamos llegando a niveles en los que podemos caer en una balanza negativa con el país norteamericano”.