3 estrategias para controlar la mosca de establo

Por: 
CONtexto Ganadero
31 de Mayo 2016
compartir
estrategias de control de plagas, control de moscas, control integral, control biológico, ganaderos, sector ganadero, CONtexto ganadero.
Para controlar la mosca de estblo, los ganaderos utilizan ciertos métodos tradicionales, químicos y, últimamente, un gran número de ellos le están apostando a los controles biológicos. Foto: www.perulactea.com
Los ataques de este tipo de insectos pueden llegar a ser costosos para los ganaderos. Estrés, incomodidad para alimentarse o descansar, disminución en la producción de leche o en el aumento de peso, son algunas de las consecuencias.
 
Los productores recurren a diferentes estrategias para controlar la mosca de establo. En algunos casos utilizan ciertos métodos tradicionales, químicos y, últimamente, un gran número de ganaderos le están apostando a los controles biológicos.
 
Así funciona el control biológico  
 
Jorge Alberto Guzmán Osorio, médico veterinario y ganadero de Santander, expuso que en su finca se realiza un manejo de mosca y garrapata biológicamente, con avispas y con hongos y que su predio está exento de agroquímicos pues no se utiliza ningún tipo de herbicida, esto con el objetivo de obtener el sello verde en sus productos. (Lea: Ganaderos enfrentan plagas sin contar con ningún tipo de asistencia)
 
Agregó que el manejo de moscas se realiza mediante la liberación de avispas parasitoides (Spalangia spp. y Muscidifurax spp.) y que esta es una alternativa viable y práctica que no posee las desventajas de los métodos químicos y que resulta muy económica.
 
Mantenimiento del Establo
 
Elkin Arango Jaramillo, médico veterinario y zootecnista explicó que una de las estrategias que más se utilizan a nivel de campo y una de las más sencillas es realizar un aseo estricto y permanente de los cobertizos de los animales para mantenerlos libres de estiércol.
 
“En las épocas de invierno hay una gran proliferación de moscas, la cual además de trasmitir algunas enfermedades, causa grandes molestias a los animales, no les permiten comer ni dormir bien y esto automáticamente se ve reflejado en el nivel de producción de carne y leche de los bovinos”, señaló. (Lea: Bañar a las vacas: un tema de higiene, salud y bienestar)
 
Trampas y ‘repelentes’
 
Jaramillo comentó que las trampas conocidas como ‘atrapa moscas’ son una estrategia a la que también recurren los ganaderos para controlar esta plaga en el campo.
 
Indicó que por lo general las trampas contienen insecticidas u otros químicos de baja toxicidad, sustancias pegajosas o una combinación de los 2, con el objetivo de repeler o atrapar a los insectos.
 
Otro método que se utiliza en algunas zonas del país, de acuerdo con el veterinario y zootecnista, es el conocido como ‘rascador’.
 
“Los ganaderos utilizan hamacas (amplios telares), las cuales son impregnadas con algunas sustancias que no son nocivas para los animales, luego las ubican en las entradas a los saladeros o establos. Una vez el ganado ingresa a ese lugar, queda untado y eso actúa como una especie de repelente”, explicó. (Lea: Así funcionan las ‘fincas verdes’ en Colombia)
 
Según los expertos, uno de los métodos de control que más emplean los ganaderos es el químico, mediante el uso de baños, insecticidas y otras sustancias. Manifestaron que esta práctica no es muy recomendable porque es poco efectiva, costosa, contamina el ambiente y los productos pecuarios y genera resistencia de las especies de moscas a los químicos