Investigadores y expertos opinan sobre la selección de ganado para adaptarse al cambio climático

Por: 
Pedro Fonseca
16 de Noviembre 2021
compartir
Raza bovina cambio climático, elección de la raza bovina, Ganadería cambio climático, ganado bovino resistente al cambio climático, raza bovina cambio climático, raza bovina adaptada, adaptación ganado, resiliencia, biotipo, raza, ganado bovino, ganadería bovina, carne, leche, ganaderos, ganaderos colombia, ganado, vacas, vacas Colombia, bovinos, Ganadería, ganadería colombia, noticias ganaderas, noticias ganaderas colombia, CONtexto ganadero, contextoganadero
Muchos ganaderos prefieren que sus animales sean puros por su alto nivel de producción, pero con el cambio climático quizá sea hora de replantear esta idea. Foto: resilientcentralamerica.org

El investigador canadiense de sostenibilidad ganadera, John Church, propuso que los ganaderos de su país deben criar animales que se adapten mejor a los crecientes extremos de calor y frío causados ​​por el cambio climático. La propuesta aplicaría en otras latitudes como la nuestra.

 

Church, orador de Innovación en Sostenibilidad de la Industria Ganadera en la Universidad Thompson Rivers, lo explicó usando a la raza angus negro, que se ha vuelto muy popular en Canadá, pero que es “bastante susceptible a los impactos futuros del cambio climático”. 

 

“A través de la investigación con drones y cámaras térmicas, se ha demostrado que los animales con pelaje de color negro se calientan mucho más que otros como el blanco o el rojo”, aseguró para el portal Producer. (Lea: Los ganaderos no son los culpables del cambio climático)

 

Church lo comparó con las personas que usan camisetas blancas en clima cálido y no sufren tanto de calor como aquellas con camisetas negras. “Y no hay duda de que el color del pelaje negro es un detrimento cuando se habla de estrés por calor y cambio climático”, añadió.

 

En el caso colombiano, César Gómez, MSc en Ciencias Veterinarias, explicó que un gran porcentaje de ganaderos privilegia el ganado puro en lugar de los cruces, y también comparó cómo los habitantes de la zona ecuatorial son más resistentes por siglos de adaptación.

 

“El ganado puro tiende a sufrir problemas porque no pueden adaptarse al medio ambiente, comenzando por la comida, y son susceptibles a parásitos y enfermedades”, aseguró. (Lea: Ganaderos catalogan al Guzerá como la raza ideal para el cambio climático)

 

Por el contrario, los animales que son producto de cruces y mejoramiento selectivo resultan en animales con vigor híbrido, lo que significa que por la combinación de las virtudes de sus padres resultan mejores individuos, más resistentes y adaptados al medio ambiente.

 

De acuerdo con Álvaro Aristizábal Mejía, ingeniero agrónomo zamorano y ganadero, argumentó que el término “raza” fue un nombre que se les dio a los ecotipos, una subpoblación genéticamente diferenciada que usualmente relacionan al nombre de la zona o región.

 

“Las razas toman los nombres de las regiones que vienen, como la holstein es de Alemania y Holanda, en Francia está montbéliarde y limousin, en Reino Unido angus y jersey. Aquí en Colombia, el romosinuano viene del valle del Sinú, y el chino santandereano fue nombrado así porque se adaptó a esa zona”, dijo.

 

Aristizábal aclaró que a medida que los animales se van acostumbrando al medio ecológico donde habitan, se producen los ecotipos apropiados con una población homogénea adaptada al ecosistema. En el caso de los bovinos, esto resulta en una mayor respuesta productiva.

 

Sin embargo, el experto advirtió que cuando la selección se tiene que limitar a unas características raciales impuestas y no tienen correlación con su eficiencia productiva, no se progresa genéticamente, porque se conserva un fenotipo de forma artificial.

 

“Como ser vivo, el bovino está en permanente evolución, dependiendo de las condiciones medioambientales y de manejo. (…) A medida que cambiamos el entorno y el manejo, el fenotipo va cambiando en los animales más adaptados a esos cambios”, manifestó.

 

Gómez recordó otro concepto relacionado para describir este proceso: la epigenética, que establece la relación entre las influencias genéticas y ambientales que determinan un fenotipo. (Lea: Las razas criollas, alternativa eficiente ante el cambio climático)

 

“Si ponemos un embrión de una raza en una receptora de otra, la receptora le aporta a ese embrión unas condiciones de adaptabilidad distintas. La epigenética es cómo el individuo modifica ligeramente su genética para adaptarse a ellas a un medio ambiente nuevo”, señaló.

 

El médico veterinario sostuvo que si efectivamente el clima está cambiando y las condiciones son cada vez más “hostiles”, los animales tendrán que mejorar a partir del vigor híbrido y, en consecuencia, las razas cruzadas estarán mucho más adaptadas a los nuevos desafíos climáticos.