La importancia de calcular la tasa de preñez en el hato ganadero

Por: 
CONtexto Ganadero
19 de Octubre 2016
compartir
Reproducción Bovina, tasa de preñez en bovinos, tasa de servicio en bovinos, tasa de concepción en bovinos, detección de celo, manejo animal, días abierto en ganadería, CONtexto ganadero
Expertos aseguran que con la tasa de preñez se puede evaluar qué tan eficiente se está siendo para preñar las vacas en cada ciclo reproductivo (que dura 21 días). Foto: bmeditores.mx
Es importante que los productores entiendan los factores que afectan el índice de preñez de las vacas que se encuentran en sus hatos, así como los aspectos de manejo que ellos pueden controlar para mejorar esta tasa.
 
Para garantizar buenos índices de preñez, los productores deben estar atentos a varios aspectos y aunque suene paradójico, no solamente a los reproductivos.
 
“Un productor debe esperar que cada cabeza de ganado que mantiene en su finca le dé, por lo menos, una cría al año, de lo contrario está perdiendo tiempo y dinero y debe sacarla de su inventario”, explicó hace un tiempo a este portal Esperanza Polanía, médica veterinaria. (Lea: Mejorar los índices de reproducción, un reto multifacético)
 
De acuerdo con Felipe Aristizábal, médico veterinario-zootecnista y especialista en producción especializada de leche, es muy relevante que los ganaderos empiecen a evaluar como se encuentra el tema reproductivo en el hato mediante información e indicadores
 
Manifestó que existen unos indicadores tradicionales que siempre se deben tener en cuenta que son el intervalo entre partos, los días abiertos, entre otros, pero que hay otros factores que ayudan a determinar si el trabajo que se está haciendo en este campo es bueno o no
 
Indicó que uno de estos es la tasa de preñez, con el que se evalúa qué tan eficiente se está siendo para preñar las vacas en cada ciclo reproductivo (que dura 21 días).
 
"Para conocer la tasa de preñez se utiliza una fórmula muy sencilla. se multiplica la tasa de servicio por la tasa de concepción", sostuvo. (Lea: "Ganaderos pierden dinero por cada día abierto de sus vacas": Decuadro)
 
Aristizábal comentó que la tasa de servicio se obtiene con el número de animales que se sirvieron en un lapso de 21 días, dividido por el número de vacas aptas para inseminar. Manifestó que este punto también tiene una correlación con la detección de celos. 
 
Aseveró que uno de los principales problemas de muchas ganaderías en el país es que la tasa de servicio de sus hatos es muy baja. Apuntó que lo ideal sería que estuviera por encima del 50 %, pero que la gran mayoría no supera el 30 %.
 
Por otro lado, detalló que la tasa de concepción se calcula determinando cuantas vacas quedaron preñadas, de ese grupo de animales que se sirvieron en ese mismo lapso de 21 días. 
 
Expresó que esta última tasa, en la mayoría de zonas lecheras en las que él ha trabajado, está alrededor de un 40 %, por lo cual no sería pretencioso decir que el porcentaje de preñez en gran parte del territorio se mueve entre el 12 y el 14 %, cuando lo ideal sería que estuviera por encima del 25 %. (Lea: Preñez bovina, lo que todo ganadero quiere asegurar)
 
El objetivo de tener una alta tasa de preñez es conseguir el mayor número de vacas gestantes en el menor tiempo posible. Esto va a repercutir en que los días en leche van a ser inferiores y por tanto el promedio de producción va a ser superior.  
 
Si un hato lechero tiene una tasa de preñez del 10 %, muestra un indicador bajo y el ganadero pierde dinero por eso. Eso debe dar lugar a un plan de acción para diagnosticar con el médico veterinario y solucionar el problema.