Virus de la ‘lengua azul’ reduce la producción de leche en ganado vacuno

Por: 
CONtexto Ganadero
03 de Marzo 2014
compartir
lengua azul en los bovinos
Cada país requiere de un plan epidemiológico para controlar y erradicar enfermedades vacunas. Foto: www.geroa.org.
Las autoridades sanitarias de Andalucía, en España, encienden las alarmas por el brote del virus de la ‘lengua azul’ que afecta al ganado vacuno.
 
Los casos seropositivo reportados en este 2014 obligan a los productores a vacunar sus reses, para lo cual la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural entrega 1 millón 500 mil dosis del inmunológico.
 
Con la aplicación de la vacunación se controla la enfermedad pero es necesario hacer inspección a las demás ganaderías de la región española para que no se extienda a otros predios. (Lea: Comercialización de ganado enfermeo acarrea sanciones monetarias)
 
Los bovinos deberán estar vacunados en su totalidad a más tardar el 31 de julio de 2014 y eso incluye al ganado ovino y caprino que puede registrar casos seropositivo del virus.
 
Juan Carlos Arcos Dorado, profesional de Gestión Productiva y Salud Animal de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, en Ibagué, Tolima, explicó que la ‘lengua azul’ es una enfermedad de tipo viral y exótica que se presenta en países de Europa, principalmente.
 
A Colombia, dijo el profesional, “afortunadamente no ha llegado, no se han presentado casos”. El profesional recomienda a los ganaderos colombianos revisar sus reses y ante comportamientos inusuales, como aturdimiento o color azul en la lengua, informar a la autoridad sanitaria o a los expertos de Fedegán en las diferentes regiones del país.
 
Arcos Dorada mencionó que los países necesitan tener a la mano un programa epidemiológico para manejar los casos de patologías en ganado, de manera que se controlen con eficiencia. (Lea: Colombia tiene mínima prevalencia de ántrax vacuna)
 
Sobre los daños que genera el virus de la ‘lengua azul’ en el ganado vacuno, el médico veterinario de Fedegán añadió que el rendimiento en carne y leche disminuyen considerablemente, en especial en vacunos de la ganadería lechera que pueden sufrir la baja de producción del lácteo.
 
El virus ha sido llamado de 'lengua azul' porque en realidad el órgano toma ese color cuando se presenta dificultad respiratoria. En los animales enfermos, el sistema digestivo sufre complicaciones, los músculos se atrofian y se presentan cuadros de fiebre; sin un control adecuado los vacunos pueden morir de neumonía.
 
Los animales que se recuperan del virus se vuelven inmunes a la vacuna que ataca el mal y dejan de ser portadores de la enfermedad.