Bufaleros de Santander anuncian crisis por bajo precio de la carne

Por: 
CONtexto Ganadero
03 de Agosto 2015
compartir
Producción bufalina
La producción bufalina es fuerte en departamentos como Santander, Córdoba y Antioquia. Foto: CONtexto Ganadero.
Los productores ubicados en Santander aseguran que el precio que se paga por la carne en el mercado ha disminuido en casi $4.000 en los últimos 5 años. La demanda también tiende a la baja.
 
Los ganaderos no son los únicos que viven un complicado momento a raíz de la disminución al precio pagado por cada litro de leche producido, el alto costo de los insumos y las dualidades del clima que se vienen presentando en varios departamentos. (Lea: Bufalistas tuvieron un buen año, pero esperan un mejor 2015)
 
Un panorama similar están enfrentando los productores de búfalos, según lo reveló un grupo de ellos ubicado en Santander, para quienes la “goma”, como la definen, por consumir la carne de este animal triple propósito pasó de moda y ahora conseguir quién les compre el cárnico es "una odisea".
 
José Henao, bufalero ubicado en la zona de Barrancabermeja, señaló que ante las dificultades que tienen a la hora de vender la carne del animal, están buscando otras alternativas para que sus ingresos no sigan en caída. Agregó que ese mismo fenómeno está ocurriendo a la hora de comercializar la leche.
 
“Antes cuando estaba la moda del búfalo y pocos estábamos metidos en el cuento, podíamos vender el kilo de carne a $7.000, pero ahora ya son pocos los interesados en hacerlo y pagan $3.000 por kilo de un búfalo joven. En el caso de la leche es similar. Antes uno recibía $1.400 por el litro y actualmente está en $1.100”, reseñó Henao. (Lea: El contrabando de carne de búfalo tocó a Colombia)
 
Frente a ese complejo escenario, el empresario aseguró que él y sus colegas han optado por producir derivados y productos con valor agregado, lo que les ha permitido obtener mejores dividendos, aunque todavía no han podido vender en grandes superficies.
 
“Estamos trabajando en la elaboración de queso de búfala, queso mozzarela, carne de hamburguesa y otros comestibles que interesan al consumidor, que de paso generan unos mayores ingresos. Por ejemplo, si queremos vender una búfala vieja para carne industrial, nos pagan el kilo a $2.200, lo que no hace rentable trabajar así”, aseguró el productor.
 
En ese mismo sentido opinó Alba Lucía Suárez, directora ejecutiva de la Asociación Colombiana de Búfalos, Asobúfalos, quien aseguró que aunque los productores sí se ven castigados en materia de comercialización y el precio que perciben por el kilo de macho cebado es bajo, hay otra clase de beneficios que genera el trabajo con este tipo de semovientes, por lo que el tema económico se compensa. 
 
"Nosotros tenemos una amplia ventaja frente a quienes ceban vacunos y es el tiempo. Un búfalo en 24 meses ya está listo para sacrificio, con una carne de alta calidad", acotó. 
 
La dirigente gremial reseñó que hay que generar un mayor fomento al consumo, lo que va a facilitar que más personas se interesen en probar la carne de búfalo, lo que activará la venta y la comercialización.