Comederos, espacios para nutrir ganado en medio del confort

Por: 
CONtexto Ganadero
09 de Febrero 2015
compartir
comederos ganado
Los comederos para el ganado bovino pueden ser estáticos o móviles. Foto: Internet-CONTexto ganadero.
Los comederos para el ganado bovino se usan en fincas de leche y carne en zonas frías, templadas y cálidas. En ellos debe primar el confort del animal, garantizar que reciba la cantidad de alimento sugerido y evitar su desperdicio.
 
La edad del animal, el número de bovinos en el predio y el piso término de la zona son factores a considerar a la hora de instalar un comedero, espacio en el cual reciben la suplementación a ciertas horas y en cantidades adecuadas. (Lea: 10 bondades del silo que probablemente usted no conocía)
 
Según el tipo de bovinos y zona, el productor puede escoger un comedero estático o móvil. Las ganaderías semi o estabuladas suelen incluir infraestructuras de grandes dimensiones que tienen un costo de inversión elevado respecto de las acondicionados por los empleados en fincas que suelen estar al aire libre.
 
En zonas con exceso de lluvias se sugiere el uso de comederos cubiertos con techo y en zonas calientes no dejar al bovino en comederos abiertos durante tiempo prologando para evitar el decaimiento por la exposición al sol. 
 
Mario Muñoz Humanes, profesional en gestión productiva y salud animal de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, en Codazzi, Cesar, dijo que el comedero en ganaderías estabuladas se diseña con un corrector recto de 2 metros de ancho por el que ingresan los animales que uno a uno irán introduciendo la cabeza en los dispensadores de comida.
 
El piso de los comederos estáticos es de cemento. El ejemplar permanece de pie y su cabeza protegida con un soporte en guaya para que no se lastime mientras come. Cuando salen del lugar lo hacen en orden según la indicación del mayordomo de finca.
 
“La comida se pone en comederos individuales para que no se desperdicie y en las partes laterales del lugar donde el ganado no la pueda pisar. Los animales no pueden estar confinados”, dijo Muñoz Humanes. (Lea: Los beneficios de dar silo de avena al ganado de leche en la Sabana)
 
Por su parte, Fredy García, experto en bienestar animal e investigador del Centro Tibaitatá de la Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria, Corpoica, explicó que el comedero ideal para el ganado bovino es aquel que por su diseño se pueda limpiar.
 
“Pensando en los rincones donde queda comida y se pueda presentar la crianza de microorganismos, se buscan superficies que permitan la limpieza de los comedores”, sugirió el investigador de Corpoica para quien es importante que desaparezcan los ángulos rectos en los espacios de disponibilidad de alimento, por una cuestión de higiene.
 
García apuntó que el sitio debe estar libre de puntillas u objetos cortantes que puedan causar heridas o lesiones al ganado y priorizó el procurar el acceso individual de las reses a cada balde con comida, debido a que en los hatos se manejan jerarquías de mando y una vaca con un temperamento fuerte no dejaría comer a otra.
 
Álvaro Padilla, ganadero en Montería, Córdoba, tiene un comedero tradicional y móvil que construyó de manera rudimentaria para sus animales de ceba.
 
“Cogí tanques de plástico los corté por la mitad y ahí pongo la comida. Cabe bolsa y media de silo que se pone apenas sale el ganado de ordeño”, describió el productor.
 
El ganadero cordobés todos los días lava con agua y yodo el comedero móvil para evitar la fermentación del alimento y ubica 3 animales por tanque de plástico para generar un espacio de confort. Además, anotó, deja que las hembras o machos con más poder jerárquico coman solos porque suelen preferirlo así. (Lea: Ganaderos colombianos pagan, sin saberlo, por silo de mala calidad)
 
Por su parte, el profesional en Codazzi recalcó que posterior al ingreso del ganado al comedero este debe tener a disposición un espacio para echarse a masticar el alimento en el potrero. Si no se proporciona, no servirá de nada tener un espacio idóneo de comida porque perderá energía al permanecer de pie. 
 
Otro punto a valorar es el horario y la cantidad de alimento a ubicar en cada espacio, lo que se decide teniendo en cuenta la edad del animal y el tipo de ganadería. Según Hugo Gutiérrez, médico veterinario y especialista en nutrición bovina de México, además se debe conservar de manera permanente el suplemento en el comedero.