Comienza círculo de excelencia con ganaderos de Cumaral

Por: 
CONtexto ganadero
27 de Enero 2021
compartir
círculo de excelencia, calidad, proveedores, leche, La Catira, fedegan, Tecnigán, Alcaldía de Cumaral, Fondo de Biocarbono, Ministerio de Agricultura, Gobernación del Meta, reconversión productiva, bajo en carbono, Piedemonte Llanero, nutrición, alimentación, pastoreo, productos sostenibles, Trazabilidad, Ganadería, ganadería colombia, noticias ganaderas colombia, CONtexto ganadero
Con un grupo piloto de 12 ganaderos comenzó el círculo de excelencia en Cumaral, Meta, a través de la empresa ancla La Catira. Foto: Cortesía

Con una reunión el pasado 22 de enero se inició el círculo de excelencia, un trabajo articulado entre La Catira Industria Láctea, Fedegán, a través de Tecnigán, la alcaldía de Cumaral, el Fondo de Biocarbono del Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural y la Gobernación del Meta.

 

De acuerdo con Héctor Pachón, de Tecnigán Meta, se busca que los ganaderos produzcan leche de calidad y en buenos volúmenes a través de una relación en la que todos ganan porque los productos de esta compañía también serán de excelente calidad. 

 

Según Sandra Valero, gerente de La Catira, el objetivo es empezar a trabajar en una reconversión productiva de los ganaderos con un enfoque bajo en carbono de la producción lechera para la industria. (Lea: Círculos de Excelencia de Fedegán-FNG han vinculado a 652 ganaderos)

 

Además se quiere fortalecer una organización que nació en el seno de este trabajo colaborativo como es la Asociación de Ganaderos y Agricultores del piedemonte llanero, con enfoque de género donde el 60 % de sus directivas son mujeres y de hecho su representante legal es mujer.

 

Este piloto se inicia con 12 ganaderos del piedemonte llanero, con producción baja en carbono que también se traduzca en la transformación de estos productos por medio de La Catira, una empresa que maquila a grandes marcas como D1, Alkosto y Makro.

 

Entre las actividades a desarrollar está la gestión de pastoreo, empezando a ser más productivos en todo lo que es la generación de alimentos para los animales, mejorando la capacidad de carga de los animales por hectárea.

 

Así mismo conocer más sobre la producción baja en carbono y “armonizarnos con el tema porque se habla de reconversión pero se desconocen los métodos y los pasos para empezar a trabajar en ello”. (Lea: Trabajo en grupo, el éxito de los Círculos de Excelencia)

 

Por eso la primera actividad será la formación así como la sensibilización en toda la parte ambiental y cómo producir más con los mismos elementos. También se está revisando cómo se va a medir la huella de carbono a lo largo de la cadena y empezar a trabajar para crear un modelo de certificación.

 

De acuerdo con lo expuesto por Pachón con esto lo que se busca es que los ganaderos mejoren su productividad, la calidad, los procesos de ordeño, de nutrición, suplementación, lleven indicadores técnicos y así obtengan mayores ingresos, todo esto en articulación con el Sena.

 

A su vez Varela manifestó que todo esto va ligado al proceso de denominación de origen del queso 7 cueros del piedemonte llanero para lo cual ya se radicó la solicitud ante la Superintendencia de Industria y Comercio.

 

De acuerdo con lo expuesto por Valero los ganaderos que forman parte del grupo piloto se escogieron porque forman parte del programa de desarrollo de proveedores de La Catira, además debían tener en sus fincas un componente de integración generacional, con segundas y terceras generaciones o también con enfoque de mujer. (Lea: Círculos de Excelencia, visión empresarial y competitiva del negocio ganadero)

 

La metodología del círculo de excelencia es de doce meses por lo que al cabo de este tiempo se espera poder empezar a ver los resultados de este piloto y poder empezar a replicar en 2022.

 

El resultado que se espera al final es llegar al mercado con productos sostenibles y por eso se trabaja en la distinción de este sello que les permitiría ingresar a sitios donde incluso grandes industrias del país no han llegado. La idea es poder ofrecer productos sostenibles que estén certificados como bajos en carbono provenientes de una ganadería sostenible.

 

Todo esto también tiene que ver con el tema de comercio justo desde el primer eslabón que es la proveeduría de leche y poder llegar a mercados que valoren este diferencial y así obtener un mejor precio.

 

En estos momentos se están presentando al programa de Alianzas Productivas del Ministerio de Agricultura para ampliar la base a 40 proveedores y se están buscando otros apoyos porque la idea es que se pueda llegar a los 90 proveedores que tiene la empresa.

 

Según indicó Pachón después del 26 de febrero se harán unas visitas a ocho de los 12 predios participantes.