“Debemos tener animales sanos para producir alimentos sanos”: Jiménez

Por: 
CONtexto ganadero
21 de Septiembre 2021
compartir
Ganadería, ganadería colombia, noticias ganaderas, noticias ganaderas colombia, CONtexto ganadero, control de parásitos, parásitos, glándula mamaria, enfermedades infecciosas, plan sanitario, creación de plan sanitario, salud del hato, sanidad, importancia de la sanidad en el hato
Jiménez menciona que un buen estado sanitario resulta esencial para el bienestar y el rendimiento de los animales. Foto: infortamboandina.co

La sanidad es un aspecto que debe priorizarse en cada uno de los predios del país teniendo en cuenta que es uno de las ‘patas’ que conforman un todo o una mesa del cual se deriva la genética, nutrición y manejo.

 

César Augusto Jiménez, médico veterinario zootecnista y especialista en sanidad, explica que para que la productividad de un hato sea la adecuada, el productor debe pensar en las cuatro bases anteriormente mencionadas: manejo, sanidad, nutrición y genética. (Lea: La importancia de contar con un plan de vacunación en su ganadería)

 

“Tenemos una mesa que está sustentada por cuatro patas que son las cuatro bases de las que hablamos y sobre esa mesa tenemos una producción ganadera, por eso debemos mirar como ganadero, asesor, técnico que esa explotación esté sustentada en las cuatro patas de la mesa”, ejemplifica Jiménez.

 

La sanidad es un fundamento clave para desempeñar un equilibrio, por lo tanto todas las ganaderías deberían tener presente que no se debe ver como un aspecto secundario, sino que hace parte de un todo que necesita ser cuidado.

 

En palabras de Jiménez, “un buen estado sanitario resulta esencial para el bienestar y el rendimiento óptimo de los animales, pues sin duda, si no hay salud no hay producción en ningún tipo de explotaciones, ya se de carne, leche o doble propósito”. (Lea: Toda finca ganadera requiere de un plan sanitario)

 

Todos los seres vivos necesitan de la salud, en el caso de los humanos, si no se encuentran en una condición óptima y adecuada de salud, no pueden rendir ni mucho menos realizar las labores diarias de la misma manera y con la misma efectividad.

 

“En los animales resulta definitivo que la productividad sea basada en la sanidad. No se puede pretender tener la mejor producción de leche si se tienen vacas enfermas con algún problema de hemoparásitos, cojeras o si tienen un problema de mastitis. Por eso puedo decir que si esto sucede, efectivamente la productividad no es la misma y se está perdiendo mucho si no se tiene la sanidad adecuada”, menciona Jiménez.

 

En consecuencia de esto, el control de las enfermedades constituye una parte esencial de cualquier programa de gestión satisfactorio y a su vez, se podría afirmar que la producción de alimentos seguros solamente es posible con animales sanos.

 

“Necesitamos generar productos inocuos, siendo este un tema que actualmente se ve con mayor relevancia. El control de las enfermedades forma parte de la producción de alimentos de alta calidad y esto lo podemos reseñar bajo dos condiciones. Por ejemplo cuando tengo una vaca con mastitis, esa ubre enferma está generando células de defensa que alteran la calidad de la leche”, expone Jiménez.

 

Lo mismo puede suceder con la carne y por eso hoy en día el mundo insiste más en este tema, pues no es solamente producir animales a una buena velocidad sino que además se les debe dar un buen manejo sanitario.

 

“Si no tengo un buen manejo sanitario y no se cuenta con una buena rutina en la aplicación de medicamentos, entonces efectivamente puedo estar fallando y la calidad de los alimentos no será la mejor. Por eso no solo debemos pensar en producir mucho, sino que como productores eficientes debemos saber que esos productos deben ser de alta calidad e inocuos, o sea que no nos generen daños. Debemos tener animales sanos para producir alimentos sanos”, concluye Jiménez. (Lea: Planes sanitarios deben apuntarle a la prevención de enfermedades)