Ganadería con adaptación al cambio climático

Por: 
CONtexto ganadero
23 de Agosto 2017
compartir
CIPAV, Establecimiento y manejo de sistemas Silvopastoriles intensivos con leucaena, Ganadería colombiana sostenible, Enrique Murgueitio y otros, CONtexto ganadero, ganadería Colombia
El mayor efecto se da con el aumento en la carga animal (hasta cuatro veces superior frente a pastoreo extensivo) y en consecuencia la producción de carne y leche por hectárea por año (Murgueitio et al. 2015, Reyes 2015). Foto CIPAV
Amigo ganadero, sabía que el forraje de Leucaena leucocephala es tres veces más rico en proteína con 22,3 a 30%, que las gramíneas tropicales.
 
Además tiene bajo contenido de fibra con valores máximos que no superan el 41% de fibra en detergente neutro (FDN) y de 30% de fibra en detergente ácido (FDA) (Barahona et al. 2014). 
 
Así lo señala una publicación de Ganadería Colombiana Sostenible (2016*), que informa que Investigaciones de los SSPi de este arbusto con pastos tropicales  Cynodon plectostachyus y Megathyrsus maxímus en Colombia han registrado  producciones de biomasa forrajera  (leucaena y gramíneas) en un rango de 15,6  a 19,2  y toneladas de materia seca ha-1 año-1.
 
En estos trabajos se concluyó que la leguminosa contribuye  con el 25% de la dieta total  consumida lo que favorece en la dieta del animal un aumento de 25% en PC y una disminución de 15% en el contenido de FDN y 16% en la FDA, así como un aumento de 30% en contenido de calcio (Rivera et al. 2015). Datos similares se han publicado en trabajos mexicanos (Ku Vera et al. 2011, Ayala-Burgos et al. 2011).
 
Esto permite alcanzar cargas animales que oscilan, según la región y el clima, entre 2,0  y 4,5  UA (unidad animal =  UA = 450 kg de peso vivo) superiores al pastoreo continuo en sabanas (cinco veces) o en pastos seleccionados sin fertilización  (dos a tres veces) y cercanas o iguales a las que se logran con riego y fertilización  de gramíneas tropicales (Murgueitio  et al. 2015).
 
La enseñanza
 
La intensificación ganadera con adaptación al cambio climático requiere aplicar principios agroecológicos que permitan elevar la eficiencia de varios procesos biofísicos esenciales como son la fotosíntesis en tres o cuatro estratos de vegetación; la fijación de nitrógeno y el reciclado de nutrientes con la finalidad de aumentar la producción y la calidad de la biomasa e incrementar el contenido de materia orgánica del suelo (Murgueitio  et al. 2015).
 
Los Sistemas Silvopastoriles Intensivos (SSPi) responden a la necesidad de producir carne y leche en el trópico y subtrópico con inocuidad, bienestar animal y al mismo tiempo proteger las fuentes hídricas, rehabilitar de la fertilidad  del suelo y apoyar la conservación de la biodiversidad (Chará y Giralda 2011).
 
La interacción entre gramíneas seleccionadas y leguminosas forrajeras con árboles facilitan la producción de leche bovina rentable en sistemas de doble propósito o especializados en la producción de leche o carne. En los SSPi se incrementa la producción de biomasa en las estaciones de lluvia la cual se mantiene en buena medida en las épocas secas dada la menor evapotranspiración del sistema.
 
Los SSPi se destacan por reducir las crisis de estacionalidad de la reproducción porque el ganado tiene mejor alimentación en épocas críticas de sequía (Molina et al. 2011, Broom et al. 2013) y a lo largo del tiempo son capaces de incrementar la producción de carne y leche a menores costos financieros (Reyes 2015). 
 
El mayor efecto se da con el aumento en la carga animal (hasta cuatro veces superior frente  a pastoreo extensivo) y en consecuencia la producción de carne y leche por hectárea por año (Murgueitio et al. 2015, Reyes2015) con evidencias de ser productos de elevada calidad nutricional (Corral-Flores et al. 2012, Mahecha et al. 2011).
 
Fuente: Murgueitio E., Uribe F., Molina C., Galindo W., Chará J., Flores M., Giraldo C., Naranjo J., Solarte L., González, J. 2016. Establecimiento y manejo de sistemas Silvopastoriles intensivos con leucaena. Murgueitio E., Galindo W., Chará J., Uribe F., (eds). Editorial CIPAV, Colombia. 220p.