ICA, obligado a contratar personal para cumplir ley de trazabilidad animal

Por: 
CONtexto Ganadero
07 de Enero 2014
compartir
Trazabilidad animal en Colombia
Nueva Ley de Trazabilidad Animal rige en Colombia desde julio de 2013. Foto: CONtexto Ganadero.
CONtexto Ganadero realiza un informe sobre los avances alcanzados en materia de trazabilidad animal en Colombia en 2013, año durante el cual el Instituto Colombiano Agropecuario, ICA, quedó encargado de darle cumplimiento a la ley 1659 del 15 de julio de 2013.
 
José Félix Lafaurie, presidente ejecutivo de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, es claro al afirmar que la entidad hizo un esfuerzo de más de USD$7 millones para trazar más de 800 mil animales. 
 
Sin embargo, el ICA tiene las riendas de la trazabilidad animal del país desde el primero de enero de 2013, y los avances han sido nulos. A tal extremo llega la situación que el balance para este fin de año demuestra que “no se ha trazado un solo animal”, lo que sigue generando complicaciones con el tema de la adminisibilidad sanitaria, base fundamental para que Colombia pueda exportar carne de res a los países con los que tiene Tratados de Libre Comercio.
 
El ICA reconoció que apenas tomó las riendas de la trazabilidad animal se llevó a cuestas la responsabilidad de cumplir con la nueva ley 1659 de trazabilidad animal. Para eso se ha visto en la obligación de contratar personal extra que adelanta las actividades de indentificación e información requeridas en el proceso.
 
Así lo aseguró a CONtexto Ganadero la subgerencia de protección animal del Instituto: “Teniendo en cuenta que el ICA no cuenta con personal de planta suficiente se ha hecho la contratación de personal a través de la modalidad de prestación de servicios”. (Lea: En lo que va de 2013 no se ha trazado un solo animal en Colombia)
 
Es así como la subgerencia de protección animal aseguró que cuentan con personal profesional y técnico que se encarga de la trazabilidad animal en 110 puntos de servicio ganadero del país.
 
Los puntos se localizan en los departamentos de Antioquia, Arauca, Atlántico, Bolívar, Boyacá, Caquetá, Cesar, Córdoba, Huila, La Guajira, Magdalena, Meta, Nariño, Norte de Santander, Santander, Putumayo, Quindío, Sucre y Vichada.
 
En cada uno de los puntos de servicio ganadero se expide gratuitamente el bono de venta y la guía de transporte ganadero. Según la Subgerencia de Protección Animal, en 2013 hubo un avance en la entrega de los 2 requisitos: “se ha presentado un aumento en el volumen de documentos expedidos del 43% hasta septiembre”. (Lea: Ley de Trazabilidad Animal rige hace 3 meses en Colombia)
 
El ICA manifestó que para 2013 se aprobó una inversión de $20 mil millones para cumplir con la ley 1659.
 
El presupuesto, según la subgerencia de protección animal del ICA, se ha destinado a la adquisión de equipos de cómputo y conectividad a internet “con el fin de garantizar la prestación del servicio en relación a los expedición de los documentos (bono de venta y la guía de transporte ganadero) los cuales son soporte para la movilización de los animales”.
 
Además, para “garantizar el servicio del aplicativo Sinigán con el fin de expedir el bono de venta y guía de transporte ganadero, se alojó el aplicativo (de cómputo) en el Data Center del Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural a partir de junio de 2013".
 
Igualmente, se ha invertido en desarrollo del Plan Piloto para la Estrategia de Identificación del Ganado Bovino y Bufalino que incluye el Plan Nacional de Mejoramiento Genético Bovino, para lo cual se han capacitado más de 302 personas distribuidas entre profesionales y técnicos del sector. (Lea: 'En veremos' sigue la trazabilidad animal vacuna en Colombia)
 
Compromisos del ICA para 2014
 
El ICA desde comienzo de 2013 afirmó que su meta sería trazar 2 millones de animales, pero el propósito se extenderá a 2014 y 2015.
 
“Una vez cumplida esta meta y revisado todo el trabajo asociado, se realizará durante el 2014 una evaluación para luego fijar la estrategia que nos permita, en un trabajo mancomunado entre el sector público y privado, y de forma gradual, cubrir el inventario ganadero colombiano”, dijo la subgerencia de salud animal del Instituto Colombiano Agropeciario.
 
Otra de las metas que el ICA dio a conocer a esta redacción es la Ejecución del Plan Piloto para la Estrategia de Identificación del Ganado Bovino y Bufalino, lo cual se hará en 2 fases.
 
Por una parte, el Plan estará articulado con los programas de sanidad animal e inocuidad que lidera el Instituto para alcanzar el control y la erradicación de la brucelosis y la tuberculosis. De otro lado, se busca avanzar en la certificación de predios en Buenas Prácticas Ganaderas.
 
El ICA aseguró que la nueva Ley de Trazabilidad Animal representa un reto al que se deben sumar ganaderos, porcicultores, avicultores y otros sectores de la producción pecuaria.
 
Sin embargo, explicó la subgerencia de sanidad animal, “es fundamental lograr de forma concertada con el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural la reglamentación de la misma. Propender porque esta herramienta fortalezca la gestión sanitaria de la entidad en su calidad de máxima autoridad, establecer una base de datos del nivel nacional con la estructura, robustez y seguridad requerida. Y fortalecer y aumentar la red de puntos de servicio al ganadero".
 
Ai igual, se requiere "modificar y ajustar un software que responda a las verdaderas necesidades de la trazabilidad animal con el fin de ganar la confianza de los consumidores nacionales y de los nuevos mercados internacionales que se abren para la Colombia ganadera”. (Lea: Senado aprueba en tercer debate Ley de Trazabilidad Animal)
 
Para el ICA es relevante que el nuevo enfoque y reto se consolide con el apoyo y acompañamiento de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, y de los productores del país, “quienes deberán ser sensibilizados y capacitados en torno a una herramienta de trascendental importancia para su actividad y para el futuro de las cadenas agroalimentarias de la leche y la carne y sus productos”, aseveró el Instituto. 
 
Países de la Unión Europea y Estados Unidos, entre otros, exigen a las naciones con las que han formalizado aperturas comerciales tener un sistema de trazabilidad definido para permitir el ingreso de los productos de la cadena cárnica que deben cumplir con los requisitos de calidad y sanidad.