Matadero municipal de Riohacha progresa en salubridad e higiene

Por: 
CONtexto Ganadero
10 de Febrero 2013
compartir
Matadero Municipal de Riohacha.jpg
El buen estado del matadero ha aumentado las ventas en la ciudad. Foto: CONtexto Ganadero.
Gracias al trabajo asociado de los comerciantes y el Invima, la productividad y confianza de los consumidores de la región ha ido en aumento.
 
Los mataderos públicos, en las diferentes ciudades del país, han estado recientemente bajo la lupa de las autoridades competentes en temas de salubridad, en los ojos de los consumidores que piden mejor trazabilidad del alimento y en boca de los defensores del medio ambiente, quienes luchan siempre porque acabar con el mal olor que expulsan estos lugares, pues, según lo afirman, esto afecta la convivencia de la comunidad. (Planta de sacrificio de Marsella será adecuada por la Alcaldía). 
 
Elena Rodríguez, habitante de Riohacha, asegura que en el matadero municipal de esta ciudad en La Guajira el manejo de aguas y de olores está mejorando. “Antes, cuando un habitante caminaba cerca al parque José Antonio Galán, siempre se encontraba con los olores que provenían del lugar. Hoy, por fortuna, las cosas están avanzando para bien de la comunidad”.
 
Esto se debe a que los nuevos comerciantes que tienen puestos en el matadero, han comenzado a implementar un nuevo sistema para el drenaje de las aguas residuales que son producidas por el sacrificio de los animales. Así lo aseguró Candelaria Herrera, consultora y asesora ambiental, al informar que “ahora el lugar cuenta con cinco cisternas interconectadas entre sí, las cuales van al alcantarillado. Asimismo, en el matadero un funcionario del Instituto Nacional de Vigilancia de Medicamentos y Alimentos, Invima, está verificando a los semovientes desde que ingresa. Esto ha ayudado muchísimo”.
 
Gracias a esto, los habitantes del sector han sentido un notorio cambio tanto a nivel de salubridad como en la calidad del producto. Con esta supervisión y este trabajo mancomunado que han tenido los comerciantes del sector, la productividad ha ido en aumento, así como la confianza del consumidor.