ganadería, ganadería colombia, noticias ganadera colombia, contexto ganadero, lluvias, cesar, Aguachica, Valledupar, verano, invierno, sequia, suelos, terrenos, praderas, aridos, milimetros, enero, febrero, marzo, primavera,  ganaderos, ganaderos Colombia, secos, prados, pastos
Foto: cesar.gov.co - @indadangond

Cargando...

Mientras en Aguachica llueve, en Valledupar los suelos están áridos

Por -

En los últimos días, en gran parte del país se han presentado fuertes e intensas lluvias que traen consigo la temporada de invierno para las regiones. Sin embargo, no todas las zonas están recibiendo la llegada de esta época, pues aún hay lugares donde las lluvias han estado escasas.


En los últimos días, en gran parte del país se han presentado fuertes e intensas lluvias que traen consigo la temporada de invierno para las regiones. Sin embargo, no todas las zonas están recibiendo la llegada de esta época, pues aún hay lugares donde las lluvias han estado escasas.

El Cesar es una región que se ha caracterizado por su potencial ganadero, así como el contraste de sus condiciones climáticas en varias zonas del departamento. Este año en el sur, las lluvias han comenzado a llegar con gran fuerza en ciudades como Aguachica, pero en Valledupar, hacía el norte, el terreno se ve cada vez más árido por la falta de precipitaciones.

Para los productores de Aguachica, atrás quedaron los vientos y prados secos de principios de año, marzo ha sido un mes fructífero, pues según Jesús Emilio Herrera, presidente de la Asociación de Agropecuarios del sur del Cesar, “los meses de enero y febrero fueron bastante secos, digamos que se metieron las lluvias temprano porque empezando este mes ya estaba lloviendo y cayeron unos aguaceros que refrescaron y aumentaron la capacidad de las quebradas”. Lea: (“No se sabe hasta cuándo irá fenómeno de El Niño”: directora del Ideam)

Con estas precipitaciones se está observando que el caudal del río Magdalena aumenta su nivel de una manera más rápida, debido a que en el interior del país está lloviendo constantemente. Esto trae consigo que “los ganaderos durante este periodo nos dediquemos a recuperar pastos pues el régimen de lluvia del primer semestre es muy irregular, por lo que optamos por no sembrar esta temporada, sino en la otra parte del año que es más estable”, expresa Herrera.

A pesar que las lluvias presentadas en el sur del Cesar han sido esporádicas, casi semanalmente están cayendo 10 milímetros en promedio que refrescan y aumentan la humedad de los terrenos. “En los últimos días se han presentado aguaceros generales y regionales con intensidades más altas de 50 milímetros que prácticamente determinan que está metido el invierno” precisa.

En contraste, el norte del Cesar se comporta de manera diferente y la larga duración de la sequía no tiene muy contentos a sus productores. Andrés Camilo Castro, ganadero del municipio de Valledupar, sostiene que “el verano ha sido muy fuerte porque el mes de noviembre no alcanzó a llover casi nada y en diciembre tampoco hubo avances”.

Los productores de esa zona contaban con que la llegada de la primavera iba a traer lluvias en el sector, no obstante “la luminosidad ha sido muy fuerte y las temperaturas muy altas lo que hace que el ganado sufra más la ausencia de lluvias”, comenta Castro. Lea: (3 alternativas que proponen los ganaderos de Cesar para afrontar el verano)

En esta parte del departamento, en palabras del mismo productor, “vamos a completar 6 meses sin agua, los ríos se secaron y los pozos profundos han bajado su nivel. Este mes, por lo menos en mis predios, no ha caído nada y en los pocos lugares donde llueve, la tierra no se alcanza a mojar lo que hace que sea más crítico el verano y las reservas de comida para los animales se agoten”. Lea: (Soluciones para mantener la producción de leche en el Caribe durante el verano)

Ambos criadores esperan que abril sea, como tradicionalmente se presenta, el mes de constantes y fuertes lluvias que ayuden a recuperar las praderas y a aumentar el nivel en sus producciones afectadas durante el verano.

Las más vistas