Productores e industria buscan elevar el consumo de leche per cápita en 170 litros al año

Por: 
CONtexto ganadero
25 de Noviembre 2020
compartir
fedegan, pago al productor, competitividad cadena láctea, leche Colombia, Leche Colombia 2020, cómo mejorar la competitividad de la cadena láctea, consumo de leche per cápita en Colombia, mejorar consumo de leche, Socialización Reto Visión 20/30 Sector Lácteo, Asoleche, Unisabana, ganado, bovinos, ganado bovino, Ganadería, ganadería colombia, noticias ganaderas, noticias ganaderas colombia, CONtexto ganadero, contextoganadero
Asoleche y Unisabana socializaron el Reto Visión 20/30 Sector Lácteo, en el que participaron 7 líderes de la industria lechera y 7 productores. Foto: Cortesía

Promover la formalidad del sector productivo, aumentar la articulación de los actores de la cadena y llegar a más consumidores generando una cultura láctea fueron algunas de las conclusiones de la Socialización Reto Visión 20/30 Sector Lácteo, una actividad de Asoleche y la Universidad de La Sabana.

 

La Asociación Colombiana de Procesadores de la Leche (Asoleche) y la Escuela Internacional de Ciencias Económicas y Administrativas de la Universidad de la Sabana (Unisabana) presentaron las propuestas enmarcadas en la construcción de la visión hacia 2030 del sector lechero.

 

Esta actividad estuvo enmarcada en el plan del gremio que representa a la industria láctea en Colombia, cuyo objetivo es “promover el desarrollo económico y social del sector lácteo, alcanzando en el año 2030, un consumo per cápita por encima de 170 litros/año”.

 

Para alcanzar esta cifra recomendada por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), usaron modelos para identificar falencias. (Lea: Nuevo pacto por el crecimiento del sector lechero debe incluir más compromisos de la industria)

 

En conclusión, encontraron aciertos en materia de formalidad del sector productivo y la comercialización (aspectos como normativa, ley etiquetado, legalización de al industria), transparencia hacia el consumidor, certificaciones de calidad, por nombrar algunos.

 

Sin embargo, industriales y productores también encontraron brechas de desempeño y brechas de oportunidad. Entre las primeras, resaltaron la necesidad de aumentar la producción de leche apalancada por buenas prácticas, que se refleje en un aumento del consumo por persona.

 

También destacaron que se debe buscar una mayor articulación entre los participantes de la cadena de valor y fortalecer el trabajo colaborativo, que permita construir un sector más competitivo con economías de escala en todo el territorio nacional.

 

Respecto a los consumidores, hay que procurar conocer sus necesidades para satisfacerlas, generando una cultura láctea, con productos nacionales, innovadores y asequibles. (Lea: Industria aumenta precios al consumidor y reduce precio de la leche al productor)

 

Así como lo ha puesto en evidencia la Federación Colombiana de Ganaderos (Fedegán), cerca de la mitad de la leche cruda (44 %) se comercializa de manera informal, por lo cual el panel de expertos abogó por la formalidad del sector productivo y su comercialización.

 

Acerca de las brechas de oportunidad, algunas incluyeron consolidar la confianza de los actores de la cadena y el consumidor a través de una oferta de valor robusta, hacer más eficiente la cadena y que todos los actores sean un solo eslabón más competitivo frente al mercado internacional.

 

Una de las brechas más importantes es generar “mecanismos contractuales o de vinculación entre productores e industriales que permitan acordar compras de leche cruda en horizontes de tiempo más largos”, otro aspecto que siempre ha sido bandera de Fedegán.

 

En cambio, una de las críticas del gremio cúpula de la ganadería ha sido el afán de Asoleche de eliminar la regulación del pago de leche, algo que se logró con la Resolución 017 de 2012. (Lea: ¿Cómo impulsar el consumo de lácteos en las personas de menos ingresos?)

 

Efectivamente, en esta socialización, uno de los puntos fue el cuestionamiento a la regulación de los precios de leche, que a su juicio impacta la competitividad porque no permite la generación de nuevos productos a un menor costo e impide el desarrollo del sector en las regiones.

 

Sin embargo, para el gremio cúpula de la ganadería, la eliminación de este mecanismo de pago lesionaría en mayor medida a los pequeños y medianos productores, que se enfrentarían a precios aún más bajos que los que obtienen hoy en día porque la industria tendría pagar de libertad cualquier valor.

 

En consecuencia, es claro que las propuestas consignadas en el documento son importantes para lograr un mayor incremento en la productividad y el consumo de leche en la población colombiana, pero fortalecer la cadena requiere de mayor comprensión sobre las dinámicas de producción del campo.