¿Cómo se presenta la tetania de lactancia en bovinos y equinos?

Por: 
CONtexto ganadero
14 de Agosto 2019
compartir
Tetania en bovinos, tetania en equinos, tetania lactancia equinos, tetania lactancia bovinos, tetania en vacas, enfermedades carenciales ganado, ganado bovino en Colombia, vacas enfermas, parálisis en vacas, CONtexto ganadero, ganadería colombia, noticias ganaderas colombia
La tetania de lactancia puede aparecer en terneros o en potros si no se tienen los cuidados adecuados en el suministro de minerales. Foto: manejoreproductivoequino.blogspot.com - agromundo.co

La tetania es un trastorno de origen carencial por la disminución de concentración de magnesio en la sangre. Existen 4 tipos: de los pastos, transporte, establo y lactancia. Aprenda cómo se presenta esta última en ganado vacuno y equino.

 

La tetania aparece por la carencia de magnesio en las vacas y las yeguas, así como una elevada presencia de potasio y nitrógeno en los forrajes consumidos por ellas, en algunos casos asociada a una hipocalcemia.

 

La médica veterinaria Paula Milena Henao sostuvo para este medio que la tetania afecta el sistema nervioso de las vacas en alta producción y por ello hay rigidez en miembros, intranquilidad y hasta convulsiones. (Lea: Estas son las consecuencias de un desequilibrio mineral en bovinos)

 

Esto se ve cuando se tienen pasturas sin hacer manejo de sus minerales y las vacas disminuyen la ingesta de magnesio. La enfermedad se conoce como tetania hipomagnesémica. Además, las vacas están con la cabeza extendida”, explicó.

 

Los síntomas clásicos son inquietud, nerviosismo o ansiedad, jadeo, quejidos, irritabilidad y temblores musculares que ocasionan un estado febril, de acuerdo a la fase de la enfermedad y, en menor proporción, con el temperamento del animal.

 

En bovinos, la mayoría de los síntomas se presentan las 3 primeras semanas después del parto, aunque también puede ocurrir en los últimos estadios de la gestación o durante el parto. (Lea: De INIA: cómo evitar las muertes por hipomagnesemia en vacas lecheras)

 

En el caso de los equinos, la enfermedad se presenta entre 5 y 10 días después del parto o entre 1 y 3 días después del destete. También se presenta en yeguas que amamantan a sus potros. Al igual que los vacunos, se presentan síntomas como sudoración, temblores muscurales o rigidez en la marcha.

 

Por su parte, los terneros de 2 a 3 meses son vulnerables a la patología cuando consumen solo leche y resultan con diarrea que impide la ingesta de los minerales propios del líquido. (Lea: Así es la tetania, enfermedad que paraliza vacas de alta producción)

 

Para tratar o prevenir la tetania, se debe garantizar la adecuada administración de calcio durante la preñez y lactancia con tomas diarias de sol. En casos más graves, se debe realizar por vía intravenosa y acompañarla con administración de magnesio.