Ovino de la raza Kathadín

Por: 
CONtexto Ganadero
14 de Diciembre 2012
compartir
Ganadería ovina Kathadín
Según los criadores, se comenzó a experimentar con cruces entre las ovejas con pelo
Una de las razas ovinas más utilizadas en Colombia, es la Kathadín, proveniente de los Montes de Mains (Estados Unidos), y que  combina el pelaje, proliferación y robustez de las ovejas de las Islas Vírgenes, con la carne y velocidad de crecimiento de las especies lanares.
 
El éxito de esta ganadería es el manejo. Son animales muy agradecidos, que requieren un mínimo de cuidados para su éxito.
 
Es recomendable que duerman bajo techo y en piso firme. Que su hora de soltarlos sea después de 9 a.m. cuando el sol ya haya secado los pastos del sereno matutino (ya que pueden sufrir problemas de cascos y la humedad los afecta). El agua para su consumo debe ser fresca (no beben aguas revueltas).
 
Según los criadores, se comenzó a experimentar con cruces entre las ovejas con pelo, y varias especies británicas, especialmente Suffolk, y después de casi 20 años los híbridos resultantes, se reunió un rebaño de ovejas que se llamó Kathadín.
 
A mediados de 1970, la Wiltshire Horn, una raza de Inglaterra que pierde el pelo, fue incorporada, para agregar tamaño y mejorar la calidad del animal para consumo.
 
Son resistentes, adaptables, de bajo mantenimiento, que producen una cosecha de corderos para el consumo, alto contenido de carne y bajo en grasa. No tienen lana y no necesitan esquila. Son de tamaño mediano y eficientes.
 
Tienen habilidad maternal excepcional. Los corderos nacen vigorosos. Ideal para pastura.
 
Las Katahdins son también significantemente más tolerante a los parásitos que las ovejas lanares y si se manejan con cuidado, requieren solamente un mínimo tratamiento para los parásitos. Se pueden cruzar con varias razas para dar poder híbrido.
 
El problema en Colombia, es el degeneramiento genético, porque no hay ningún control entre padre e hija, hijo y madre, etc. La recomendación es llevar un control de esto para el mejoramiento de la raza. Capar los corderitos, y clasificar las hembras para monta.
 
Esta ganadería menor tiene la particularidad que pare cada 6 meses. El consumo de carne de cordero se está moviendo mucho en el mundo, y se vislumbra mucho futuro en estos tipos de explotación en Colombia.