Recomendaciones para sembrar plántulas

Por: 
CONtexto ganadero
21 de Mayo 2020
compartir
Ganadería, ganadería colombia, noticias ganaderas, noticias ganaderas colombia, CONtexto ganadero, sembrar, Siembra, siembra de plántulas, suelo de plántulas, escogencia sitio plántula, recomendaciones siembra plántula, manejo siembra plántulas, hidratación siembra plántulas, condiciones siembra plántulas, manejo siempra plántulas, ganaderos, ganaderos colombia, fertilizantes siembra plántula, aplicación siembra plántula
El suelo donde se va a realizar la siembra, es una de las decisiones más clara que debe tener el productor, pues de eso depende el éxito de la plantación. Foto: fao.org

La plántula es el momento en el que la semilla rompe su dormancia y germina, es decir, cuando se está desarrollando. CONtexto ganadero explica algunas recomendaciones para el manejo y siembra de estas especies vegetativas.

 

El proceso de selección del sitio de siembra es importante para el éxito del establecimiento final de las especies, pues las condiciones del suelo varían constantemente dependiendo la región. Por esta razón se deben tener en cuenta sus características estructurales, grados de humedad y la adaptación de las especies a estas condiciones. (Lea: 10 plantas para tener en cuenta)  

 

De acuerdo a Ganadería Colombiana Sostenible, estas son las recomendaciones que se deben analizar en el manejo y siembra de plántulas:

 

  1. Ahoyado y repicado:

 

- Apertura del hoyo.
 
- Adecuación del suelo, de acuerdo a sus características y al tamaño de la bolsa que contiene el árbol. Por lo general la relación máxima de altura de bolsa y porte es de 1:2,5; es decir, para una planta de 25 cm de altura, debe estar contenida en una bolsa de 10 cm.
 
- El árbol debe ser ubicado en posición vertical, cubriendo solamente el sustrato al nivel del suelo. Esta actividad es importante debido a que, dependiendo de la profundidad y amplitud del hueco realizado, la raíz de la plántula podrá extenderse sin ninguna limitación, desarrollándose física y biológicamente de manera óptima. Es por esto que se recomienda repicar la base del hueco para romper capas endurecida de suelo y permitir el correcto desarrollo del sistema radicular.
 
- Una vez la plántula esté sembrada, se procede a compactar levemente los alrededores de esta para evitar que, tanto el árbol como el sustrato que lo compone, queden sueltos.

 

  1. Aplicación de correctivos y fertilizantes orgánico:

 

- En los suelos agrícolas con altos niveles de acidez es recomendable realizar enmiendas con dosificaciones controladas de cal dolomita, cal agrícola o yeso agrícola en proporción de 80 a 120 gr en la base del orificio, esto con el fin de nivelar el pH del suelo donde se va a sembrar la plántula.

En los suelos con deficiencia de fósforo se pueden hacer aplicaciones de roca fosfórica Huila o calfos, en proporción 50 a 100 gr dependiendo del resultado del análisis de suelos. Adicionalmente, se recomienda realizar una aplicación como mínimo de 1 kg de fertilizante orgánico compostado.

 

  1. Mecanismos de hidratación luego de la siembra:

 

- Durante las épocas de verano se producen sequías intensas que impactan negativamente el suelo y, por ende, el normal desarrollo del material vegetal. Es por esta razón que se deben realizar actividades frecuentes de riego de apoyo, aplicando un litro de agua directamente sobre el suelo donde se encuentra la plántula. Esto con el fin de reducir los niveles de estrés hídrico, síntoma que se presenta cuando hay marchitamiento del árbol. (Lea: Estos son los árboles más preciados por los ganaderos)
 
- Aplicación de hidrorretenedor que es un polvo o granulado que se emplea durante la siembra en zonas de poca o nula humedad, pues al entrar en contacto con el agua absorbe y retine la misma convirtiéndose en un gel que mantiene la humedad en la raíz del material vegetal.
 
- El hidrorretenedor promueve la supervivencia de la plántula al momento de ser llevada a campo, sin afectar negativamente las técnicas de plantación.

 

  1. Plateo o deshierbe para manejo para arvenses competidores:

 

- Las malezas o arvenses comparten en mayor o menor medio medida un espacio y buscan expandirse en búsqueda de avanzar en crecimiento.
 
- Con el fin de evitar incremento en el porcentaje de mortalidad del material vegetal, se debe realizar la actividad de plateo sobre cada planta sembrada. Para esto, realice un corte manual o mecánico sobre un diámetro de 50 cm a 1 metro, como mínimo, alrededor del árbol, evitando la competencia con la maleza que aparece a su alrededor.
 
- Esta actividad se recomienda realizarla hasta que la plántula no tenga el riesgo de mortalidad por competencia.
 
- Parte de los residuos provenientes de esta actividad, es decir la maleza cortada, se puede ubicar en la base de la plántula con el fin de construir una especie de “ruana” sobre esta y así, poder conservar por unos días el contenido de humedad. (Lea: 10 plantas para tener en cuenta a la hora de alimentar ganado)