Nadie responde por calidad de carne que se consume en Casanare

Por: 
CONtexto Ganadero
09 de Diciembre 2014
compartir
beneficio clandestino
Los más afectados con la situación son los ganaderos, quienes pierden sus animales ante el silencio de las autoridades. Foto: CONtexto Ganadero.
Los delincuentes están apelando a robarse el ganado joven, sacrificarlo en cualquier potrero sin las mínimas condiciones sanitarias y luego comercializar las canales en los restaurantes de la población. Nadie en la Secretaría de Salud da respuesta sobre el problema.
 
Diciembre es un mes especialmente difícil para el sector ganadero por cuenta del incremento de la delincuencia. En departamentos como Meta, Tolima y Huila, es creciente el robo de bovinos durante esta época del año. Casanare no es ajeno a esta situación, de ello dan fe en el municipio de Paz de Ariporo, población en la que el abigeato viene en franco aumento. (Lea: Expendedores de carne serán incluidos en Cadena Cárnica)
 
El blanco predilecto de los cuatreros son los animales más jóvenes, los cuales, además de robárselos, son pelados en el mismo predio o fincas aledañas para comercializar la carne en los restaurantes y asaderos de la ciudad.
 
Gilberto*, un profesional del sector agropecuario y quien reside en la zona, le contó a CONtexto Ganadero, que ese modus operandi de los criminales viene siendo cada vez más popular, sin que las autoridades de Policía y Salud se pronuncien al respecto. (Lea: Cadena cárnica de Arauca, ejemplo a imitar para erradicar contrabando)
 
“Acá nadie dice nada, la cartera encargada de velar por  la salud de nosotros no se ha manifestado al respecto, pero es una problemática grave, más porque nadie sabe de dónde viene esa carne y menos si cumple con los estándares mínimos de salubridad, por lo que es vital que se hagan inspecciones en los restaurantes del municipio”, sugirió la fuente.
 
CONtexto Ganadero quiso preguntarle a Martha Lucía Restrepo, secretaria de Salud del municipio, sobre la situación que se vienen presentando y si se va a adelantar algún tipo de control y vigilancia sobre los restaurantes, pero no atendió las llamadas que le hizo este diario. (Lea: Sacrifican ganado ilegalmente en los ríos de Huila)
 
En tanto, en Yopal, la Cadena Cárnica del Casanare y el Comité Comercial y Empresarial de la Cámara de Comercio, vienen trabajando para involucrar a los expendedores a la estructura formal, lo que beneficiará directamente a los consumidores finales a la hora de adquirir el producto.
 
Duverney Díaz, coordinador del Consejo Comercial de la Cámara de Comercio, reseñó en diálogo con este diario que la función de la dependencia es fortalecer e integrar a todos los eslabones comerciales y productivos del departamento por lo que el cárnico no era la excepción, razón por la que vienen trabajando en mesas con los expendedores del producto. (Lea: Conviértase en un maestro parrillero y haga los mejores asados)
 
“Nuestro objetivo es que se vinculen a la cadena porque de lo contrario es complicado cumplir con nuestro objetivo y razón de ser. Ya hemos hecho ese mismo trabajo con los arroceros y otros sectores productivos, ahora es el turno del ganadero y la comercialización de carne, por lo que esperamos que ellos cumplan con la condición de asociarse lo que les va a permitir recibir los beneficios que la Cámara de Comercio ofrece”, concluyó Díaz.