“Catástrofe ambiental y social por fenómeno de El Niño”: Fedegán

Por: 
CONtexto Ganadero
17 de Julio 2014
compartir
Fenómeno de El Niño
En el país ya se han registrado 13 mil reses muertes a causa del verano. Foto: Carlos Edwin Forero Ávila.
José Félix Lafaurie asegura que si el Desarrollo Rural Integral es una prioridad es hora de empezar a demostrarlo, pues el verano aún no ha llegado y ya hay más de 13 mil reses muertas en el país.
 
Como si fueran pocos los males que aquejan al campo, ahora la naturaleza se vuelve a ensañar con la producción agropecuaria y con los colombianos que viven de ella. La magnitud de la problemática es tanta, que de acuerdo con la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, ya se han muerto más de 13 mil reses a causa del intenso verano.
 
El fenómeno de El Niño representa una verdadera catástrofe rural anunciada en algunas regiones, sin que se hayan adoptado la previsiones para mitigar, cuando menos, sus consecuencias”, aseguró José Félix Lafaurie Rivera, presidente ejecutivo de Fedegán.  (Lea: Y llegó el Fenómeno de El Niño)
 
Salvo los esfuerzos del Ideam, entidad que ha alertado desde hace meses al país y a las diferentes instancias gubernamentales encargadas de hacer frente a las gravísimas consecuencias de una sequía intensa y prolongada, es poco o nada lo que se ha hecho.
 
En el último informe de la entidad, la probabilidad de ocurrencia ya era del 73 % para su fase inicial a partir de julio, y de 82 % para su desarrollo entre octubre y diciembre del presente año, finalizando en el primer trimestre de 2015.
 
El Niño se nos vino encima. Nunca antes había visto tan secos a los ríos Guatapurí y Cesar, en el departamento del Cesar, y el Ranchería, en la Guajira”, acotó Lafaurie Rivera. (Lea: Proteger el recurso hídrico, prioridad para enfrentar El Niño)
 
Asimismo, el dirigente gremial acotó que a pesar de que Casanare ya sufrió una sequía que conmocionó al país por las imágenes de animales muertos, el agua que están recibiendo las llanuras inundables es inferior al histórico y no será suficiente para resistir el impacto de El Niño.
 
Trabajo en conjunto para mitigar el efecto negativo
 
Fedegán y el Fondo Nacional del Ganado, FNG, en un trabajo mancomunado con el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural están realizando diversos planes de contingencia como foros y seminarios en todo el país, con énfasis en las zonas en donde hará mayor presencia el fenómeno.
 
Adicionalmente, el gremio bovino le ha solicitando al MinAgricultura la ampliación en cobertura y duración de las 25 bodegas que actualmente están funcionando para distribuir suplementos alimenticios a bajo costo entre los ganaderos afectados.
 
 
De acuerdo con Fedegán, a este trabajo en conjunto se le debe sumar la apropiación de recursos de crédito con ICR, en condiciones favorables de tasa y de plazo para financiar la perforación de pozos profundos, compra de bombas, siembra de cultivos y otras medidas alternativas para disminuir el impacto de la sequía prolongada que ya se está sintiendo con fuerza en algunas regiones. 
 
Lo que estamos haciendo con el Ministerio es importante pero no suficiente para la emergencia, pues no solo se necesitaría duplicar o triplicar los esfuerzos, sino garantizar el consumo de agua para los animales”, recalcó José Félix Lafaurie Rivera. (Lea: Fenómeno de El Niño no se vería afectado por cambio climático, según estudio)
 
MinAmbiente y CAR sin ejecución
 
Tanto el Ministerio de Ambiente como las Corporaciones Autónomas Regionales, CAR, que son las instancias responsables de la prevención y atención de desastres y las entidades territoriales, deberían estar ejecutando medidas para disminuir, en lo posible, el impacto negativo del fenómeno, para que este no se convierta en una catástrofe ambiental, económica y social de difícil y costosa recuperación en las regiones afectadas. Desafortunadamente, no es así.
 
En días pasados CONtexto Ganadero denunció que estas entidades gubernamentales estaban realizando únicamente eventos informativos, pero que las acciones visibles no se conocen aún.
 
A la fecha y a escasos días de recibir El Niño en varias regiones del país, los estragos aumentan y los planes de mitigación continúan en avisos de alerta y papeles.