7 factores que determinan la calidad del heno

Por: 
CONtexto ganadero
14 de Abril 2015
compartir
henolaje ganadería colombia
El heno es un suplemento que nutre al ganado bovino en épocas de ausencia de forrajes verdes. Foto: CONtexto ganadero-Internet.
En algunas zonas de Colombia aún escasean las lluvias mientras que en otras los aguaceros no dan tregua. Para cualquiera de estas situaciones, es importante que el ganadero conserve heno en su predio, como alternativa nutricional que evitará la disminución de la producción y reproducción animal.
 
Gustavo Cujia, profesional en Bosconia, Cesar, de gestión productiva y salud animal de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegán, y el Fondo Nacional del Ganado, FNG, Fedegán-FNG, señaló que en los últimos 10 días han caído solo 2 aguaceros que no suplen las necesidades del sector ganadero en la región. (Lea: Silo y heno de kikuyo, complemento ideal para el ganado)
 
De acuerdo con Cujia, la conservación de heno en finca reduce la posibilidad de pérdida de peso de animales y muerte de los terneros. La falta de agua es una de las razones principales por las que el productor pecuario debe procurar conservar suplemento alimenticio en el predio. 
 
“En la región hay cultura de conservar heno y el ganadero debe asegurar el alimento en época de verano”, anotó el profesional del gremio bovino.
 
Mauricio Mendoza, profesional en Cota, Cundinamarca, de gestión productiva y salud animal de Fedegán-FNG, expuso que es “fundamental que el ganadero cuente con heno porque es una fuente de fibra que ayuda a mitigar los momentos difíciles”.
 
En esta región de trópico alto del país ha llovido en las últimas semanas pero, dijo Mendoza, no ha caído el volumen suficiente de agua para restablecer forrajes. (Lea: Fabricar y vender comida vacuna en su predio, negocio rentable)
 
Carlos Mario Zuluaga, su homólogo en La Dorada, Caldas, dijo que en la región los productores no preparan en su mayoría heno sino que lo compran a fincas que se han especializado en su fabricación y en la actualidad se dispone del suplemento para proporcionar al hato en la zona.
 
Puntos que determinan la buena calidad del heno
 
1. Conservación de hojas: Las hojas poseen un valor nutricional superior respecto de los tallos. Ante esto, el ganadero debe procurar por mantener más hojas al momento de fabricar heno.
 
2. Edad de la planta: Expertos hablan de la importancia de no cortar pastos muy jóvenes o “pasados”, con lo que se refieren a la importancia de conocer el momento en el cual tienen más proteína.
 
3. Gramíneas o leguminosas:  Héctor José Anzola Vásquez, coordinador de Investigación y Desarrollo de Fedegán-FNG, explicó que el 95 % de las hectáreas cultivadas en Colombia mantiene gramíneas y el 5 % solo leguminosas.
 
Sin embargo, las leguminosas, que suelen ser fumigadas por desconocimiento de su potencial nutricional, tienen un valor proteico elevado. Cabe resaltar que los henos de leguminosas son más ricos en proteínas y calcio, con respecto a aquellos hechos con gramíneas. (Lea: Leguminosas nativas "no son malezas, son buenazas" para bovinos)
 
4. Aspecto del heno: La observación del heno juega un papel relevante al momento de reconocer su calidad. Los suplementos que tienen un color más vivo contienen altos niveles de vitamina A y calcio, que aquellos que han perdido color.
 
5. Secado del heno: El heno se prepara bajo los efectos del sol a fin de que adquiera vitaminas. Si en el momento de secado se presentan lluvias prolongadas, se produce la pérdida nutricional de suplemento en más del 50 %
 
6. Almacenamiento: Entre más tiempo dure almacenado el heno, se corre el riesgo de pérdida de materia seca por someterse a elevadas temperaturas y a la falta de cuidado al dejar que ingrese humedad, enemigo de este tipo de suplementos.
 
7. Corte, secado y empaque: El rendimiento del pasto se evalúa para cortarlo en el momento de mayor producción nutricional. Luego se seca, para lo cual se usan máquinas que exprimen y alinean el alimento que se recomienda voltear varias veces antes de almacenarlo.
 
De esta forma, se tiene siempre heno en el predio, el cual se debe caracterizar por emanar un olor aromático que es sinónimo de su alta calidad.